Aunque es ciego, corrió 110 kilómetros entre montañas y a beneficio

Se llama Miguel Ángel Manríque y perdió sus ojos en accidentes. Sin embargo, impulsado por una frase de su hija, terminó convirtiéndose en especialista en carreras a campo traviesa. Secundado por un guía, a los 53 acaba de recorrer la Patagonia Run 2019 en 27h 30m. “Sólo perdí la vista, no el resto de mi cuerpo”, desafía desde San Martín de los Andes el representante de CASATUYA: proyecto de la Asociación Civil Puentes de Luz que busca desarrollar un programa de viviendas para que personas con discapacidad puedan vivir de manera autónoma con pares.

#GENTE - CORREDOR SOLIDARIO 008- 220419
Miguel y su guía Cristian surcando la zona montañosa neuquina.

“NO ME QUIERE ACOMPAÑAR, MAMÁ…” Le escuchó susurrar Miguel Ángel Manríquez (53) a la pequeña Solange aquel día en que ella le pidió salir a correr juntos. “Era chiquita, de apenas cuatro pirulos. Yo acababa de quedar ciego y me negué. ‘No te puedo cuidar… ¿Y si tropezás y te lastimás?’, le expliqué.”

“Sin embargo, al instante la escuché decirle eso a su mamá (Ruth), y el ‘no me quiere’ me hizo reaccionar: ‘¡¿Sigo siendo su papá o no?!’, pensé. Entonces cambié para siempre el enfoque y empecé a honrar semejante vínculo”, memora Migue en la meta, luego de abrazar a su hija (hoy de 11), quien le hizo entremezclar sudor y lágrimas al confesarle: “Me emocionás mucho, pa”. Izquierda: En pleno desafío cordillerano, orientado por Cristian Barreiro.

#GENTE - CORREDOR SOLIDARIO 009- 220419
El abrazo en la meta con su hija e inspiradora: Solange.

PUENTES DE LUZ EN LA OSCURIDAD. “Siento la necesidad de ayudar”, señala quien naciera un 15 de mayo del ’66 en Centenario, la segunda ciudad más grande de la provincia del Neuquén, Argentina.

“Me pongo en el lugar de aquellos padres preocupados por el futuro de sus hijos discapacitados cuando no estén ellos”, resume Miguel su activa participación en Puentes de Luz, la organización civil sin fines de lucro creada en 2006 en San Martín de los Andes, cuyo fin es mejorar la calidad de vida de personas en similar situación, a través de programas y asesoramiento familiar.

#GENTE - CORREDOR SOLIDARIO 001- 220419
En pleno avance a campo traviesa.

Allí además desarrollan actividades recreativas relacionadas con la cocina, las manualidades, la danza y la radio, talleres de equinoterapia y un emprendimiento llamado Sabor Natural, orientado a la producción de huerta orgánica y granja y a aprender oficios para potenciales empleos genuinos.

El proyecto CASATUYA, que también forma parte de los objetivos de Puentes de Luz (cuya dirección pertenece al licenciado Luis Rodríguez), lleva recaudados –a partir de la Patagonia Run en la que participara Manríquez– once mil de los 200 mil dólares necesarios para adquirir el terreno y los materiales que permitirán construir una primera casa autónoma para personas con discapacidad.

#GENTE - CORREDOR SOLIDARIO 012- 220419
Manríquez, guiado por el bastón de Barreiro, avanzan también en las aguas.

“ELLA SABE QUE SU PADRE JAMÁS VA A ENTREGARSE”. A lo largo de los 110 kilómetros de carrera, Manríquez transitó los pasos de Colorado, Quilanlahue, Quechuquina, Pas Mallín y Bayos.

“Cristian, su compañero, lo motivaba: ‘Hay que llegar, más allá del tiempo y del dolor, Migue’”. Él doblaba la apuesta y le reclamaba: “Dale, poneme al límite”. Prosigue el protagonista:

#GENTE - CORREDOR SOLIDARIO 011- 220419
Entre troncos, de los obstáculos más complicados aún para los corredores sin discapacidad.

“Pero casi no hablábamos. Nos comunicábamos por medio del bastón que unía nuestras manos. Afrontábamos a full los obstáculos que aparecían –piedras, vegetación, troncos…–. Si bien soy tornero mecánico, siempre viví en el campo, al estilo chacarero. Mi cuerpo guarda memoria de los terrenos pisados. Se me facilitan los complicados. Mientras algunos tropiezan con las ramas, yo las abordo y las dejo atrás sin enredarme. Transito con firmeza los resbalosos mallines (tierras bajas inundables de la Patagonia)”.

#GENTE - CORREDOR SOLIDARIO 013- 220419
La inmensidad como escenario de una hazaña inolvidable.

Y continúa: “También aprendí a disfrutar el olor a brisa fresca, pasto seco y bosque. Mis ojos marrones han perdido su color hasta aclararse, aunque mis otros sentidos ganaron en intensidad”, define de manera poética. “Al trotar siempre se me cruzan las imágenes de mi hija –ella sabe que su padre jamás va a entregarse– y la de mi primer guía, Gaby Soto, que alguna vez me inspiró al grito de ‘¡Hay que llegar como sea! ¡¡Somos corredores, carajo!!’”.

#GENTE - CORREDOR SOLIDARIO 015- 220419
La meta, ese sueño consumado.

ABRAZOS QUE VAN A QUEDAR.  Cruzó la meta a las 23:00:27, culminando 294º entre 395 hombres y 368º entre 550 inscriptos. Le agradeció a Cristian “la ayuda y amistad de tres años”. Posó con su orgullosa hija y con “mi nueva compañera, Antonia”.

Y al instante recibió el reconocimiento justamente de Solange (“¡Ahora salimos juntos a correr competencias de tres y cinco kilómetros!”) y una frase estimulante de Barreiro, su incondicional compañero: “Tiene aptitudes de un atleta de ultra maratón. Sí, 50 por ciento físico, y el resto, cabeza”.

#GENTE - CORREDOR SOLIDARIO 010- 220419
MIguel entre su hija Solange y su pareja, Antonia.

Manríquez, por su parte, nos contará que se encuentra “enterito después del desafío”, y que celebró “tomando mate amargo a las 3AM”. Y se despedirá desde su 1,70 metro y sus 69 kilos (apenas 600 gramos menos que en la largada, ya que ingirió bastantes calorías) solicitando un favor:

¿Podrás incluir en la nota el site www.casatuya.org? Es lindo el recibimiento de la gente; es genial que las personas puedan inspirarse en historias como la mía, pero, te aseguro, nada es tan maravilloso como poder colaborar en este tipo de causas”, cerrará… Y el lector sabe que sólo nos faltaría aplaudirlo.

Por Leo Ibáñez.
Fotos: Diego Costantini, Marcelo Tucuna, Martín Papalia, Mariano Paz y Leo Koller (para Fotos de Aventura).

Agradecemos a Luis Rodríguez y a Nicolás Catsoulieris (puentesdeluz.org.ar).

SEGUÍ LEYENDO:

Aconcagua solidario: Julián Weich conquistó el punto más alto del continente

Rodolfo Rossi: la increíble historia del runner que unió La Quiaca y Ushuaia corriendo

 

Pablo Milanés: “Mi gran frustración fue no haber podido venir a cantar con el Polaco Goyeneche cuando me invitó”

Fundador de la Nueva Trova Cubana e ícono de la canción política iberoamericana, el cantautor y guitarrista caribeño volvió a nuestro país, pese a los consejos médicos de quedarse en La Habana tras un ataque lumbar. “No podía fallarle al público argentino”, afirma quien este año competirá con Joan Manuel Serrat, Rubén Blades y Daddy Yankee por ingresar al Salón de la Fama de los Compositores Latinos.

#GENTE---PABLO-MILANES-003--080419
Milanés durante su prueba de sonido en el Coliseo, donde presentó su concierto intimista denominado Esencia.

“Se alejó el dolor”, lanza Pablo Milanés Arias (76) como si un mantra se hubiese apoderado de su cuerpo hasta liberarlo de ciertos malestares “insoportables” que pretendían bajarlo del avión que lo trasladaría desde La Habana “hasta mi querida Sudamérica”.

Transcurre su prueba de voz sobre el escenario del teatro Coliseo, cuando el cubano afirma –moviendo de un lado a otro la cabeza y tocándosela– que “el moroco siempre manda”. Allí, dos minutos más tarde recibiría a GENTE, “para contestar esa pregunta que deseabas formularme”, nos invita a sus dominios.

–Parece que cuando empieza a sonar la música los achaques se van…

–(Risas) Sí, ¿lo viste? Es increíble. Estas enfermedades son casi siempre psicosomáticas. Parece que la mente puede más que el resto. Me gusta mucho venir, aun en condiciones así. Tras dejar México y Estados Unidos, pisé Cuba con un ataque de lumbalgia. Me aconsejaban no tomar el avión para evitar agravar los dolores.

–¿Entonces?

–“No puedo fallarle al público argentino”, repliqué. Sin embargo, ya en camino y conociendo mi destino, el malestar empezó a irse. Me duele un poquito al caminar… ¡pero cuando me siento a tocar y cantar todo se va! Es una fórmula mágica la del mutuo afecto.

#GENTE - PABLO MILANES 004- 080419
“La primera vez que los visité, en 1984 (con Silvio Rodríguez), llegamos por un recital en Obras Sanitarias y terminamos haciendo catorce. “Se respiraba un extraordinario aire de libertad democrática”, recuerda Pablo.

–Recién, en el ensayo, cantaba “Argentina/mi barra especial”. ¿Así nos siente?

–Hombre, es que aquí atesoro muchos amigos, que constituyen una barra importante para mí. Es una palabra típica de tu querida tierra, y resume el amor que me inspiran.

–¿Recuerda la cantidad de veces que vino?

–Imposible. Sí la primera. En 1984, recién recobrada la democracia. Encontré un país ansioso por disfrutarla. Volamos (con Silvio Rodríguez) para hacer un recital en Obras Sanitarias y terminamos efectuando catorce. Se respiraba un extraordinario aire de libertad. Hubo una receptividad extraordinaria. Notamos las ganas de escuchar nuestro tipo de música y expresar todo lo que se tenían guardado.

–¿En qué nos parecemos cubanos y argentinos?

–En la efusividad. Los argentinos son sensibles y cultos. Y, por la influencia europea que poseen, bien latinos, abiertos. Los cubanos, ni te cuento.

#GENTE - PABLO MILANES 005- 080419
En el teatro de Marcelo T. de Alvear 1125, además de recorrer su vasta carrera (medio centenar de discos desde el ’74), homenajeó a Mercedes Sosa (“mi reina”), mediante el tema La soledad. Su show fue producido por Ohlalá Música, Osvaldo Papaleo y Miguel Cuberos.

–¿Con qué argentino le hubiese gustado cruzarse sobre un escenario?

–Bueno, el Polaco Roberto Goyeneche me invitó una vez: “Quiero hacer un disco contigo”. Yo me encontraba cargado de tareas. “Dame tiempo, a ver si el año próximo lo concretamos”, le contesté. Y no dio el tiempo, no logré cumplir su petición. Fue una frustración tremenda la de no haber podido cantar ante un hombre tan enorme.

–¿Qué sería de su existencia sin las giras?

Mi vida es la gira. A cualquier pueblecito o ciudad importante del mundo que me llamen, yo voy. Trotar por las carreteras, coger aviones, enfrentarme al público; que oigan mis temas, descubrir la emoción y la magia que se produce entre nosotros, son mi vida, te aseguro… Perdón, ¿no era una pregunta?

–Nunca le crea a un periodista ávido de respuestas.

–(Carcajada).

–¿Puede ser la última?

–¿Otra?

#GENTE---PABLO-MILANES-001--080419
En Buenos Aires lo asistió la española Nancy Pérez Rey, su manager y cuarta esposa. De ella recibió un riñón en 2014 Sobre el escenario fue secundado por Miguel Núñez (dirección y piano), Osmani Sánchez Barzaga (batería y percusión) y Sergio Félix Raveiro (bajo eléctrico).

–Sólo le acerco un nombre: Haydée (38; de nueve hijos, el que parece haber heredado su impronta).

–¡Uy, mi querida niña! Acaba de hacer un disco, que saldrá en mayo y me ha maravillado. Está inspirado en mi carrera, con la intervención de destacadas figuras de la canción latinoamericana y española. Una preciosura, una delicadeza. Colaborar con ella me llena de juventud… Aunque en contra de mi voluntad, porque le sugerí: “Retírate de mi trabajo. Dale lugar a tu talento, que es gigante”. Su respuesta me derritió: “Sucede que no me canso de rendirte homenaje”.

Por Leo Ibáñez.
Fotos: Diego Soldini y Kaloian Santos Cabrera.

Agradecemos a Lola Barredo.

SEGUÍ LEYENDO:

Los 70 de Joaquín Sabina: “Nunca supuse que pasaría de los 40 años”

Joan Manuel Serrat: “La canción es un ejercicio conmigo mismo de exprimirme, expresarme y comunicarme”

Marilina Ross: “Cuando ya estaba resignada a la vejez, apareció Pato y me llenó de vida”

A los 76 años, y seis décadas después de su debut actoral, regresó a las tablas para dirigir –en el Maipo Kabaret– Solita y sola, aquel alegato contra los mandatos femeninos que protagonizara hace casi medio siglo. Con GENTE habló sobre ello y también de su salud (“Como tuve un infarto y sufro EPOC, dejé el cigarrillo y el alcohol, bajé diez kilos y todos los días camino y pedaleo veinte minutos”) y de su placentero matrimonio con Patricia Rincci (56).

#GENTE-MARILINA-ROS-ALE-002-110419
Marilina –que admira al italiano Claudio Orioni y a “todo artista que tiene algo para decir y lo dice con música”– usa Twitter, cuenta con un blog personal oficial, mira series en Netflix (“Adoré La Casa de Papel”) y tiene como hobby editar filmaciones de su pareja para regalarles a amigos.

Hace treinta y seis años que no le doy una nota a GENTE (sorprende seria, Marilina Ross –76, apenas nos saluda, invita a ingresar y le pide a Pompy
–11, cruza de yorkshire con mestizo–, que deje de ladrar).

–Bueno, tendremos mucho de qué hablar… –improvisamos, para salir del paso.

–No sabés cuánto –marca el camino que dejará atrás la vereda de la calle Honduras, para adentrarnos en un garaje que continuará en un patio y en un fondo abundante en lirios, que desembocará en su pequeño cuarto de ensayo). Me mudé acá en 1983 (memora) buscando paz. Hasta que este barrio se convirtió en Palermo Hollywood… Ahora no puedo entrar ni mi propio auto y el ruido me desespera. Pensaba irme, pero a mi edad ya no me quedan fuerzas para una movida así (recurre a una llamativa sinceridad que, secundada por una potente dosis de sensibilidad, no abandonará durante las casi dos horas de entrevista).

–Si hace tanto que no nos brinda una nota, habría que refrescarles a las nuevas generaciones cuestiones esenciales. La primera, bastante significativa y poco común: que de los Sesenta a la fecha usted ha desplegado una prolífica, exitosa y respetable carrera tanto en el teatro, la televisión y el cine, como en la música. Y en segundo término, otra necesaria: ¿por qué María Celina Parrondo se terminó llamando Marilina Ross?

–Mi tercer apellido es Ros, vasco-francés, con una sola ese. El tema es que me lo escribieron tantas veces mal, que desistí de corregirlo y dejé Ross. Marilina obedece al ensamble de mis dos nombres.

#GENTE-MARILINA-ROS-ALE-0024
Guitarreada dedicada a Pato, quien forma parte del grupo de WA que la cantautora tiene con Julia Zeno, Lucía Galán, Patricia Sosa, Elena Roger y Marcela Morello. Ricci, hoy a cargo de la producción de sus shows, reconoce: “Cada vez que sube a un escenario, se me caen lágrimas de emoción”.

–¿Y quién y cómo es Marilina Ross con dos eses?

–Alguien que nació el 16 de febrero del ’43 en el barrio porteño de Liniers,: hija de inmigrantes españoles (Jesusa, de Pamplona, Navarra; modista, y Enrique, de Navia, Asturias; mozo) y acuariana, con todas las características del signo…, innovadora, indagadora, revolucionaria, inquieta, inconformista y en eterna búsqueda espiritual y profesional.

Ninguna mujer es el objeto de ningún hombre. La actual discusión sobre nuestro lugar en la sociedad representa un cambio de paradigma que llegó para quedarse. Soñaba esto, pero nunca creí que lo vería

–¿Cuando habla de su búsqueda profesional se refiere a Solita y sola, la puesta que empezó a dirigir el 5 de abril en el Maipo Kabaret?

–Admito que en la previa me atacaron los nervios. Por momentos no encontraba en mí las herramientas necesarias para afrontar semejante reto, y me preguntaba: “¿Sirvo?”. Claro, comprometida con Lino (Patalano), no podía fallarle. Él me había convocado de 1972 al ’74. Ahí compuse la música y protagonicé la obra en El Gallo Cojo. Ahora, Marcelo Caballero y yo aggiornamos la versión de Ricardo Talesnik. Aún agotada, disfruto haber puesto en cartel una obra sobre los desafíos que debe afrontar la mujer contra los mandatos que impone una sociedad que no la representa.

#GENTE-MARILINA-ROS-ALE-015
Marilina cuando encabezó Solita y sola, en El Gallo Cojo (emblemático reducto del café concert), convocada por Lino Patalano entre 1972 y el ‘74,
#GENTE-MARILINA-ROS-ALE-012
“Para la versión 2019 –señala ahora la autora de Puerto Pollensa– elegí a Marta Mediavilla tras verla brillar en la comedia Loop… Me remite a mi antigua interpretación”, admite.

–No parece casual que se reestrene justo ahora, en medio de la intensa búsqueda por afianzar los derechos femeninos.

–Cierto. No transitamos un momento más. La protagonista señala en escena: “En mi trabajo hay un chico que gana el doble que yo empleándose la mitad de tiempo”. Ninguna mujer es el objeto de ningún hombre. La actual discusión sobre nuestro lugar en la sociedad representa un cambio de paradigma, que llegó para quedarse. Soñaba esto, pero nunca creí que lo vería. El principal cambio proviene de las nuevas mamás y sus hijos. Ellas empiezan a dejar atrás a la mujer machista. El patriarcado lo manejaban nuestras madres.

–¿Le sucedió?

–La mía les tenía prohibido limpiar y entrar a la cocina a mis hermanos (Enrique y Ricardo), por lo que tales tareas debíamos resolverlas ella y yo… Sin embargo, para que el cambio se dé por completo necesitamos del acompañamiento del hombre: que pueda sacar sin vergüenza su ternura, llorar, cambiar pañales. De la mano de una actriz dúctil como Marta Mediavilla, quien interpreta mi papel de hace casi cincuenta años, buscamos esa interpelación.

–¿Y a la vez es un modo de retornar a sus inicios, a su debut, allá por 1959, en la compañía de Luisa Vehil?

–Seguro. Luisa, una maestra inolvidable. De entrada –permiso para acudir a mi memoria–, encaré a una adolescente mala en la obra Lucy Crown, con un jovencísimo Alberto Fernández de Rosa a mi lado… Aunque donde más reincidí fue en teatro, formando parte de un montón de puestas. Aunque también adoré mis papeles en la tele: me divertí en La nena, con Piel naranja, junto a Arnaldo André, y participando en decenas de programas. Aunque celebro mi devoción por el cine: rodé a escondidas mi gran proyecto, La Raulito, entre varios filmes. Aunque…

–¿Aunque?

–Aunque añada y añada trayectoria, reconozco que mi gran pasión, sobre la actuación, siempre fue la música. Y eso que nunca la estudié, eh. Lo único que no quiero dejar son mis recitales. Acabo de cerrar el 11 de mayo una presentación en Café La Humedad. Adoro transmitir un mensaje a través de la canción. El problema es que –luego de haber compuesto sesenta temas, desde mi primer LP (‘74, denominado Estados de ánimo) a la fecha– se me acabaron las ideas.

–Casi setenta (la corrige Patricia Rincci –56–, su esposa desde el 22 de julio de 2013, mientras convida agua, gaseosa light y sanguchitos de miga). Calculá que editaste catorce discos, sin mencionar los compilados. Marilina: Gracias, amor. No obstante, sabés que desde que me agarró aquel infarto en el ‘02, las musas se vienen tomando vacaciones. Los remedios que me estabilizan bajaron mis picos de inspiración. Es frustrante sentarte y que no salga nada. Salvo los últimos tres temas, que metí en Internet, entre los cuales surgió el que te dediqué hace seis años, Quién me iba a decir a mí.

 

#GENTE-MARILINA-ROS-ALE-014
“Una persona que sabe de vidas transitadas me comentó que en ésta no tuve hijos porque en la anterior fui madre de doce y agoté mi cuota”, señala quien antes de enlazarse con Rincci había estado casada –de 1965 al ’72– con el actor Emilio Alfaro.

–¿Tanto le costó conquistarla?

M: Años.

Patricia: Si bien entramos en contacto desde el mismo 2002 –cuando yo comencé a chatearle en su blog–, recién nos vimos en el ‘03 por intermedio de una amiga común, Alicia Ariño, la esposa de Emilio, el locutor… Vos tenías un dedo roto, ¿te acordás, linda? Cenamos y no volvimos a vernos por un tiempo. Fueron dos o tres años como amigas.

M: Unidas por la risa, nos quedábamos la noche entera dándole al Literati, el juego online de palabras de Yahoo!, tipo Scrabble.

P: Yo venía de algunas situaciones especiales: cuidaba en casa a mi abuela Ana, a una perra epiléptica, y a un galgo y un gato ciegos. No podía abandonarlos. La cuestión es que se ponía celosa si le comentaba que me resultaba imposible salir, ¿verdad, amor?

M: Cuando justificabas que no me visitabas porque “mi perrita sufre convulsiones”, ¡pensaba que me bolaceabas!

Acá mismo le consulté una noche a Patricia: ‘¿Y si nos casamos…?’. A los pocos días le pedí su mano al tío Eduardo, su figura paterna, en las maquinitas tragamonedas del Hipódromo de Palermo

–Pero no mentía.

P: Exacto. Conocerla en un momento tan bravo fue lo más lindo que pudo ocurrirme. Era mi cable a tierra. Me divertía muchísimo. Marilina sufre EPOC (Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica). Bueno, una vez fuimos a un festival de cine. Ella, sentada en una silla de ruedas, repetía: “No puedo más, no puedo más”. La tranquilicé: “Voy a alquilar un auto, así salimos a recorrer y no te mojás con la lluvia”. De repente regresé, se bajó de la silla, subió a una moto y me desafió: “Yo alquilé esto. Dejá el coche que te llevo”.

M: ¿Y el día que te confié que mi sueño era volar al aire libre y me conseguiste un avión fumigador para que me llevara? Ahí fruncí, lo admito… Reconozco que a los 60, mientras estaba despidiéndome del amor y resignada a la vejez, apareció Pato y me llenó de vida. Volví a vivir.

–… Incluso se casaron.

–Consumada la Ley de Matrimonio Igualitario, acá mismo le consulté una noche: “¿Y si nos casamos…?”. No sólo aceptó, sino que salió a recorrer boliches en busca de una sidra, que es mi debilidad. A los pocos días le pedí su mano al tío Eduardo, su figura paterna. Sentía la necesidad de tranquilizarlo, adelantándole que yo la iba a proteger.

P: Contá que le pediste mi mano en las maquinitas del Hipódromo de Palermo. Él era muy jugador, de familia. Marilina lo encaró mientras yo me llevaba aparte a mi tía Irene. Ambos tíos no deben haber entendido demasiado, pero rieron y se quedaron más tranquilos.

#GENTE-MARILINA-ROS-ALE-0011
“He admirado, cantado y tocado en guitarra temas de ella antes de conocerla”, cuenta Patricia en la casa que comparten. “Por ejemplo, Fotos mías”, agrega. “… Que arranca diciendo: ‘Miro a esa chiquita parecida a mí’”, tararea Marilina. Y reflexiona: “No existen las casualidades”.

–¿Y la protegió?

M: Por el momento, Patricia me cuida más a mí.

P: Ahora se estabilizó. Hace un año y medio sufrió feo. Íbamos constantemente a la Fundación Favaloro. No llegaba a la puerta, se ahogaba, andaba con el puff. Mala época.

M: Pensar que yo odiaba el pucho, hasta que a los veinte pirulos escuché que podía hacer más grave mi voz de pito. ¡Qué idiota! ¡¡Fumé tanto!! Como consecuencia del ataque al corazón y el EPOC, dejé el cigarrillo y el alcohol. Con un régimen bajé diez kilos, lo que le abre espacio al diafragma para respirar; y todos los días camino y pedaleo veinte minutos. Así, y marcada de cerca por mi neumólogo, Daniel Colodenco, estoy bastante equilibrada.

–… No nos confió todavía por qué hacía treinta y seis años que no le daba una nota a GENTE.

–Me encantó esta charla. Dejemos la explicación para la próxima (carcajada).

Por Leo Ibáñez.
Fotos: Alejandro Carra y Archivo Editorial Atlántida.
Filmaciones para www.infobae.com/gente: Ale Carra y Leo Ibáñez.

Agradecemos a El Polaco, de Gracia Guitarras, y a RF Prensa y Comunicaciones.

SEGUÍ LEYENDO:

Marilina Ross le canta a su esposa Patricia el tema que le compuso

Tini cantó en el Colón y se emocionó hasta las lágrimas

Paul McCartney en la Argentina: “Voy a tocar unas canciones viejas, otras nuevas y algunas del medio…, e intentaré hablar en español”

Con 76 impecablemente llevados años, regresó a nuestra tierra y arrasó. El ex Beatle no sólo brindó 38 temas de hoy y de siempre: durante la parada porteña de su Freshen Up Tour, para presentar el álbum Egypt Station, conquistó a 62,5 mil espectadores y hasta se animó al castellano. “Aprendí cositas en español a los 11, cuando iba a la escuela en Inglaterra”, confesó.

#GENTE-APERTURA-PAUL-MC-010--250319
La bandera celeste y blanca, un símbolo de su estada en nuestro país.

Esta nota la escribirá Paul McCartney (76), en castellano. Apenas contará con alguna aclaración indispensable, pero poco más. Porque no siempre uno de los mejores músicos de la Historia se desafía a comandar un concierto desde una lengua que no domina. Y el caballero lo hizo.

#GENTE - PAUL MC 003- 250319
La prueba de sonido, durante la tarde.

Ocurrió el sábado 23 de marzo de 2019, a lo largo de dos horas y media y 38 temas. Un gesto inusual que merece reverencias hacia sir James Paul McCartney. O, acaso, para nosotros, ya Jaime Pablo McCartney… “Hola, Argentina, qué buena onda. Hola, Buenos Aires. Estoy ‘felice’ de volver”, arrancó en español, anunciando que lo iba a seguir utilizando a lo largo de la noche:

#GENTE - PAUL MC 001- 250319
Partida con destino de concierto desde el Four Seasons.

“Voy a tocar unas canciones viejas, otras nuevas y algunas del medio…, e intentar hablar en español”. Entonces, inició un raid entre nostálgico y contemporáneo, que incluyó repertorio de su banda Wings (1971-81), de los Beatles (1962-70) y flamante, como Who Cares, “tema que estrenaré aquí”, aclaró antes de contar que aprendió nociones de nuestro idioma a los 11 años, cuando iba a la escuela en Londres.

#GENTE - PAUL MC 012- 250319
El contador de espectadores: trepó nomás hasta los 62,5 mil.

Pronto recitó: “Tres conejos en un árbol,/ tocando el tambor,/ que sí, que no,/ que sí lo he visto yo”. Y continuó entregando My Valentine: “Se la escribí a mi hermosa esposa, Nancy. Ella nos acompaña esta noche”. Una cortina metálica descendió, dejó el escenario a la mitad y le dio el pie para anunciar In Spite of All the Danger, “la primera canción que grabamos los Beatles”.

#GENTE - PAUL MC 013- 250319
Puesto de merchandising oficial adentro del complejo.

La magia no mermó en minutos y minutos. Antes de ofrendar Here Today a “mi hermano John (Lennon). ¡Arriba, John!”, interpretó los hits From Me to You, Dance Tonight, Love Me Do y Blackbird (“sobre los derechos civiles”). El recital avanzó con Lady Madonna, en homenaje a las mujeres, con el inclaudicable Eleanor Rigby y con la versión en ukelele de Something, “destinada a mi amigo George (Harrison)”.

#GENTE - PAUL MC 007- 250319
Música, talento y acción del británico y su banda.

Sonarían Being for the Benefit of Mr. Kite!, Band on the Run y Ob-La-Di, Ob-La-Da. Live and Let Die envalentonaría los primeros fuegos artificiales y a Back in the USSR, de 1968. Hey Jude (que paralizó el tránsito de la Avenida del Libertador e hizo descender a la gente de los autos para bailar y entonarlo) inspiró en el británico la idea de dividir al público entre hombres y mujeres y luego invitarlos a corearlo “todos juntos”.

#GENTE - PAUL MC 014- 250319
El Campo Argentino de Polo a pleno. De fondo, su postal palermitana.

“Llegó el momento de irnos”, anticipó acelerando Birthday, Sgt. Pepper’s Lonely Hearts Club Band, Helter Skelter y Golden Slumbers, Carry That Weight y The End, pertenecientes a Abbey Road, el último disco que grabó el eterno cuarteto de Liverpool. Agradeció a sus técnicos (“el mejor equipo del planeta”), “a mi banda fantástica” y a los espectadores.

#GENTE - PAUL MC 009- 250319
Adiós y hasta siempre. La cuarta visita de McCartney se recordará por mucho tiempo.

“Ustedes son grosos, copados… Nos vemos la próxima”, lanzo en castellano bajo los últimos fuegos de artificio, abundante papel picado y la sensación de que una leyenda siempre puede reinventarse.

Por Leonardo Ibáñez.
Fotos: Julio César Ruíz, Patricia A. Callebaut y @calicoradio.

Agradecemos a Natasha Tieffenberg (.TIFF).

SEGUÍ LEYENDO:

Paul McCartney en la Argentina: “¡Hoy hay fiesta en Buenos Aires!”

Scarlet Page: el día que Charly García posó para la hija de otra leyenda del rock

 

Luisana Lopilato a lo Marylin Monroe

A ocho meses de dar a luz a su hija Vida, la actriz –que volverá al país a mediados de año– está cerrando un nuevo proyecto de cine y la versión teatral de Casados con hijos para el 2020. Ahora protagonizó un sugerente shooting para una publicación americana.

luisanalopilato-1
“Made in Argentina”, ese fue el pie con el que la actriz compartió en su Instagram las fotos de su primera producción tras dar a luz a su hija.

Hace poco que Luisana Lopilato (31) regresó junto a su marido, Michael Bublé (43), y sus hijos Noah, Elías y Vida a Vancouver, Canadá, luego de varias semanas de vacaciones en Argentina.

¿Su comeback laboral? Este shooting sensual que hizo para una publicación americana, bajo la lente de la fotógrafa canadiense Gina Spanos, en el que estrena nuevo styling y un bob cut con ondas con reminiscencias de Marilyn Monroe.

luisanalopilato-3
Una de las tomas que saldrán en una publicación americana.

“La idea fue mostrar a una Luisana inédita y diferente”, le adelantó a GENTE su estilista, Bernie Catoira. ¿Cómo se hicieron las fotos que Lopilato subió a su cuenta de Instagram sin retoque alguno? Fue muy cómodo y las hicimos súper relajados”, contó Catoira, responsable de elegir el vestuario con total libertad. El equipo lo completó Sammuelle Miccoli en pelo.

luisanalopilato-2
La actriz argentina en plena producción de fotos.

Su espléndida figura a ocho meses de ser madre es responsabilidad de su hermana, Daniela Lopilato, quien le armó “un plan de alimentación saludable para lactancia” porque, como explicó la nutricionista, las mujeres que amamantan no pueden hacer dieta; necesitan nutrientes específicos a cubrir diariamente, porque la producción de leche es constante”. Como Luisana entrena a diario “debe alimentarse mejor, no comer menos”. El secreto es lo que Daniela llama “el plato ideal”: cada comida diaria debe incluir “medio plato de vegetales (crudos o cocidos), un cuarto de proteína animal y un cuarto de almidones (papa, batata, choclo o cereales como arroz, harinas, pastas)”.

Luisana, quien regresará al país a mediados de año, está leyendo libros para rodar en Argentina y en Estados Unidos el proyecto cinematográfico sucesor de Perdida (2018). También se baraja la posibilidad de llevar adelante la versión teatral del éxito televisivo Casados con hijos para el 2020.

Fotos: Gina Spanos.

SEGUÍ LEYENDO:

Darío Lopilato: Un cumple muy divertido y en familia

Fin del misterio: conocé a Vida, la hija de Luisana Lopilato y Michael Bublé

Scarlet Page: el día que Charly García posó para la hija de otra leyenda del rock

Es fotógrafa e hija del fundador de la mítica banda Led Zeppelin, y convocó a nuestro legendario músico para sumarlo a la exposición Resonators, que ya se exhibe en la porteña Fototeca Latinoamericana con imágenes de notables, como Paul McCartney, Slash y Brian May. Fue una sesión única e irrepetible.

#GENTE---SCARLET-PAGE-CHARLY-GARCIA-3
Charly y Scarlet sonríen para el recuerdo luego de que la hija de Jimmy Page fotografiara al porteño.

Charly García (67) llegó a la invitación de Scarlet Page (47) 28 minutos luego de lo convenido, rompiendo la rigurosidad de los otros invitados, que pisaron puntuales –según les tocaba– La Dama de Bollini. Pero, se sabe y se acepta: cuanto más demora una estrella, mayor es su brillo en el firmamento.

Lo cierto es que apenas cruzaron miradas, un abrazo coronó la presentación. El objeto del encuentro era incluirlo en la exhibición Resonators, que ya abrió sus puertas en FoLa y cuenta con imágenes de tremendos guitarristas:

El padre de la británica; Paul Stanley, Mark Knopfler, Johnny Marr, Noel Gallagher, Wayne Kramer, John Frusciante, Jack White, Brian May, John Squire, Billy Corgan, Chrissie Hynde, Peter Green, Robert Fripp, Wilko Johnson, Paul Weller, Paul McCartney, Steve Jones, Phil Collen, Vivian Campbell, Jeff Beck, Nile Rodgers, Hank Marvin, Justin Hawkins y Slash

Tras el saludo, nuestro rockero arrancó en inglés:

–Un placer, Scarlet.

–¡Me honras viniendo, Charly!

–¿Cómo anda el admirable Jimmy?

–Muy feliz de que yo pueda retratarte.

#GENTE--SCARLET-PAGE-CHARLY-GARCIA-4
La imagen de García que puede verse hasta el sábado 27 de abril en la muestra de FoLa: Godoy Cruz 2626.

Ingresaron al patio del restó de Recoleta y comenzó un ida y vuelta: la –además– hija de la modelo francesa Charlotte Martin encendió su cámara, el –eterno– ex Sui Generis y Serú Girán enchufó su guitarra, y juntos iniciaron una inolvidable sesión de clics y acordes, que terminó redondeando una mágica jornada por la que antes habían transitado Juanse (Juan Sebastián Gutiérrez), Botafogo (Miguel Vilanova), Lucrecia López Sanz, Juan Fernando Kubero Díaz, David Lebón y Héctor Walter Giardino.

Acto seguido, al enterarse de que en poquísimas horas la copia de su toma estaría luciéndose hasta el 27 de abril en la sede de Fototeca Latinoamericana –Godoy Cruz 2626, CABA (desde donde partirá hacia el interior del país y varias naciones del continente)–, García pitó un último cigarrillo, bebió otro trago de whisky y acudió a su inseparable espontaneidad:

–¿Por qué voy a estar yo en tu muestra de guitarristas, si no soy uno, Scarlet?

–Sé que eres pianista. He escuchado tu música.

¿Entonces?

–Fácil, Charly… Porque eres reconocido en todos lados.

Por Leo Ibáñez.
Fotos: Matías Campaya, Scarlet Page, @casanuevefilms y redes sociales.

Agradecemos a Lola Barredo y a Aleksandra Telezynska.

 

SEGUÍ LEYENDO:

Scarlet Page: ¿A quién le sacó una inesperada foto la hija del legendario guitarrista de Led Zepelin?

Charly García sorprendió a todos con su energía: “Soy el futuro”.

 

El Gordo Valor en libertad: “Dejé las ametralladoras para filmar con Calamaro la película de mi vida”

Después de pasar más de la mitad de su vida (33 años) tras las rejas, el ex líder de la Superbanda habló con GENTE en su casa de Villa Rosa. Jura que no volverá a delinquir, cuenta que se casará en junio con Nancy –la mujer que lo acompaña desde hace más de tres décadas– y espera ansioso los estrenos de su largometraje y su miniserie.

#GENTE-LUIS-GORDO-VALOR-MCV-0016---20190319
Luis Valor disfrutando de la libertad en la pileta de su casa de Villa Rosa, Pilar.

“Pasen, pasen, que ya van a estar los churrascos”, invita a ingresar a su casa del barrio Villa Rosa, en Pilar, Luis “El Gordo” Valor (65), el mismo que supo mantener en vilo a la tristemente célebre “Maldita policía” de los años 80’ y 90’, cuando robaba camiones blindados, bancos y financieras a punta de fusil, como líder de la archiconocida Superbanda.

“Hace poco también me visitó Andrés Calamaro y comimos un asado. Somos amigos. Él hizo el prólogo del libro que escribió un amigo, Rodolfo Palacios (Luis Valor, mi vida, de Editorial Planeta), y ahora será uno de los guionistas de la película. Sí, dejé las ametralladoras y los asaltos para hacer con él este film”, explica sonriente mientras pica una feta de mortadela y otra de queso sobre la mesa del patio, bajo los árboles, a nueve meses de cumplir su última condena y salir en libertad de la cárcel de Urdampilleta.

FB_IMG_1551720127544 - 20190319
Junto a Andrés Calamaro, que será guionista de Bandido, su película. Valor le regaló un cuchillo de monte que forjó de joven cuando era tornero.

PALABRA DE SALMÓN. “Bandido”, como reza el diccionario, “es alguien que antiguamente robaba y formaba parte de una banda”, es “aquella persona perversa que engaña o estafa”, “un fugitivo de la Justicia”, “un delincuente, ladrón, bandolero, forajido, gángster, pandillero, maleante, asaltante, pistolero”, según se elija para definirlo.

Todo eso junto fue Luis “El Gordo” Valor (65) en su temible pasado delictivo, que lo llevó a pasar más años en la cárcel que fuera de ella: 33 a 32 arroja el score en su contra. Según declara, piensa revertirlo a su favor.

“Me estoy sintiendo bárbaro con esto de portarme bien, de poder caminar tranquilo por la calle. Lo vengo disfrutando junto a mi mujer. Sentirse en libertad no tiene precio”, explica.

FB_IMG_1551720103214 - 20190319
El Gordo en el patio de su casa mateando con Andrés Calamaro, Pablo Bucca -director del film- y Roberto Valerstein -productor asociado-.

Bandido es también el título que eligió su amigo El Salmón para el largometraje que lo tendrá como uno de los autores, y cuyo guión está a punto de ser terminado. Para fin de año se prevé el comienzo de la preproducción, y para 2020 el estreno.

La producción ejecutiva estará a cargo de Hernán Findling, y tendrá a Roberto Valerstein como productor asociado. El director será Pablo Bucca –hermano de Eduardo, ex intendente de Bolívar–, realizador de Una mujer sucede –con libro del también bolivarense Luis Lozano– en el año 2010. A propósito, Bucca posteó en su Facebook palabras de Calamaro referidas al proyecto:

FB_IMG_1550878411481 - 20190319
Roberto Valerstein, Luis Valor, Pablo Bucca y Andrés Calamaro a punto de celebrar que en breve comenzarán a rodar Bandido, que se estrenará en 2020.

“Como amigo y persona de confianza en estos menesteres, es de mi gobierno decir que Pablo Bucca hace cine, es decir que hizo cine y que va a hacer cine. Sabe del sacrificio, de todo lo que puede salir mal en una película. De la especial tenacidad y eficacia que hay que tener. y sabe escribirlo y dirigirlo. Procede decirlo, es de una generación de talentosos realizadores”.
l“Hay cincuenta maneras de hacer cine, supongo. Tengo mi propia película en la cabeza: los diálogos, si contamos años o apenas meses o semanas, si es en la cárcel o en libertad… Puedo imaginar formas de filmar una película. Pero nunca hice una”.

“El que tiene tiempo y habilidades para escribir sabe dirigir y estrenar una película. Lo tenemos. Y es Pablo”.

“Además, tengo amistades muy personales en la tribu de Luis (en referencia a Valor). Eso es un doble compromiso: ser leal a todos. Y prolijo. Respetuoso y educado”.

“Valor tiene un valor agregado: no es anónimo, pero está vivo. Y 60 años de Luis son 600 años en la vida de un actor de cine. En el cine la realidad no es realista. Es el impulso de la propia obra de su realizador y creador”.

#GENTE-LUIS-GORDO-VALOR-MCV-0008---20190319
Luis abrazando a Nancy Colazo, su mujer desde hace 34 años. “Le prometí que nos casamos en junio, y si no cumplo, te aseguro que me manda preso”, bromea él.

ARREPENTIDO. Mientras termina su bife de costilla, sentado bajo la sombra en el patio de su casa, El Gordo comenta: “La verdad es que ando entusiasmado. Me gusta estar activo… De lo que hice en el pasado me arrepiento. No pienso volver a caer. Por eso yo mismo me pongo desafíos y exigencias, así alejo cualquier mínima chance de regresar al delito”, asegura quien supo coleccionar diversas condenas, estadías en una decena de penales y hasta un par de fugas.

La más trascendente, la de la cárcel de Devoto en 1994, junto a Hugo “La Garza” Sosa –otro peso pesado–, de quien no tiene muy buen recuerdo, porque –según dicen– lo habría dejado abandonado mientras huían, luego de que Valor cayera herido al deslizarse por el paredón vestido con guardapolvo blanco de médico, descolgándose por los muros con unas sábanas anudadas.

#GENTE-LUIS-GORDO-VALOR-MCV-0022---20190319
Luis y Nancy, piquito de por medio, contaron que el casamiento se hará en una iglesia de Tigre.

“Si me lo cruzo ni lo miro. Mi camino siempre va a ir por un lugar distinto, te lo aseguro”, afirma más que serio, hasta que Nancy Colazo (54), su compañera desde hace 34 años, se acerca y le recarga su vaso con cerveza fresca.

“Nos vamos a casar en junio en una iglesia de Tigre”, arremete Valor mientras ella le da un piquito. Y completa: “Si no lo hago, la que me va a mandar preso es ella”, bromea.

#GENTE-LUIS-GORDO-VALOR-MCV-0003---20190319
Valor en el parque de su casa junto a La Negra, su fiel mascota.

Su amor por El Gordo le costó a Nancy “visitar” varios calabozos: en 1987 estuvo presa tres meses en la cárcel de Ezeiza bajo la cárátula de “Tenencia de armas de guerra”, cuando allanaron la casa que compartía con Luis. Luego fueron sobreseídos porque se comprobó que el procedimiento policial estaba “mal hecho”; es decir, según ellos les “plantaron” dichas armas. En el 90’ permaneció casi dos días detenida, cuando ambos pasaron por Gualeguaychú.

Y en el ’92 regresó a la prisión de Ezeiza por quince días. Siempre “caía” porque se lo investigaba a Valor, “para presionarla, intentando que ‘cantara’”, resume Luis, y ella aporta: “Recuerdo que un juez de apellido Rodríguez me secuestró hasta una lamparita de mi casa”.

#GENTE-LUIS-GORDO-VALOR-MCV-0007---20190319
Limpiando la pileta de su casa: “Es modesta, la compró Nancy hace mucho y necesita arreglo. Otro compromiso que asumí con mi mujer fue ponerla en condiciones, si no me mata”.

Valor, mientras tanto, se atreve a continuar bromeando. “A lo largo de tantos años, de vez en cuando amagó que se iba a ir, pero siempre terminamos juntos y abrazados. La quiero mucho”, dice de la mujer que en los últimos tiempos recorría los ochocientos kilómetros que existen, entre ida y vuelta hasta la Unidad Penitenciaria 17 en la localidad de Urdampilleta, provincia de Buenos Aires, donde su pareja purgó la última condena, para llevarle comida. “Había un hambre ahí que no te imaginás”, sentencia.

–¿No tuvieron hijos?

Nancy: No, lo intentamos pero no se pudo. Me operé de trompas para quedar embarazada y no se dio. Luego intenté con una fecundación in vitro, pero él casi siempre estaba preso. Recuerdo que la especialista me dijo: “Nena, por más energía y corazón que le pongas, esto se hace de a dos”. A partir de ahí no intentamos nada más. Ahora le digo que se porte bien. Y me hace caso.

#GENTE-LUIS-GORDO-VALOR-MCV-0011---20190319
El Gordo también cuida la seguridad de su casa con cadenas y candados: “Si te descuidás, te duermen”, comentó.

–¿Luis, es verdad que usted le hace caso? ¿O va a volver a las andadas?

–Nooo, lo mío ya fue. Ahora disfruto del amanecer acá en nuestra casa. Es modesta pero tenemos plantas, nuestras mascotas, y esta piletita cuando hace calor. Nancy se la bancó acá solita; no le puedo fallar. Tengo muchos proyectos: además de la película, hay charlas para una miniserie. Calamaro, Bucca y Valerstein son unos monstruos. Me gusta estar con ellos y proyectar el futuro, pero libre… No vuelvo más a robar. Lo nuestro no era la plata del laburante: era la de los blindados, los bancos y las financieras. Igual estaba mal, lo reconozco. Pero ya estoy fuera, nunca más.

–Dos de sus hijos se encuentran presos…

–Sí, en Mercedes. Les falta un año para salir. Los fui a ver y me hizo mal. No quiero entrar más a una cárcel en mi vida. ¿Sabés que cuando terminaba el horario de visita se demoró la salida por una cuestión normal de organización y me puse muy nervioso? Ya pasé demasiado tiempo a la sombra, no quiero saber más nada…

#GENTE-LUIS-GORDO-VALOR-MCV-0020---20190319
Durante la entrevista en el patio de su casa con Miguel Braillard, editor general de Investigaciones de Gente.

…………………………………………………………………………………………………………………………
Nancy lo abraza mientras El Gordo cuenta que sueña con su película. Otros pistoleros históricos Made in Argentina llegaron en su momento a la pantalla grande: Alfredo Alcón fue el Pibe Cabeza; Víctor Laplace encarnó a Mate Cosido y Toto Ferro a Carlos Robledo Puch. Él asiente con la cabeza, pero pide la palabra con necesidad de marcar diferencias: “Lo que quiero aclarar es que yo fui ladrón pero nunca maté. Nadie puede decirme ‘asesino’”.

#GENTE-LUIS-GORDO-VALOR-MCV-0009---20190319
Caminando por las calles de Villa Rosa, su barrio, perteneciente al partido de Pilar.

Por Miguel Braillard. Fotos: Maximiliano Vernazza

SEGUÍ LEYENDO:

Entrevista exclusiva con el “Gordo Valor” #Gente

A punto de cumplir su condena, Luis ‘El Gordo’ Valor: “El deporte ayuda a mejorar como persona cuando uno delinquió”

Daniel Vila en la Vendimia Solidaria: “Nuestra preocupación siempre es ayudar a quien lo necesita”

El director del Grupo América lideró la 14ª edición del clásico evento solidario, que contó con celebrities de todos los ámbitos y alcanzó una cifra récord: 16 millones de pesos. Con GENTE habló de política, del delicado estado de salud que vivió el año pasado, de su familia, y de su admiración por Pamela David, su gran amor: “Su evolución ha sido espectacular. De las figuras de la tele no sé si hay otra que haya crecido tanto. Eso requiere de un gran coraje, y ella lo tiene”

GENTE-VENDIMIA SOLIDARIA-PONCE-0014 - 20190312
Vila y Pamela anfitriones en su estancia de San Isidro,provincia de Mendoza. La reunión se convirtió en una de las más importantes del país en materia de acciones benéficas.

Nada pudo opaca la alegría de Daniel Vila: ni la espesa neblina ni la llovizna que el domingo cubrió el cielo mendocino. Claro, la recaudación récord lograda en la Vendimia Solidaria, evento que él mismo creó hace catorce años, ya se había ganado su sonrisa.

“Había invitado a un grupo de entre 40 a 50 amigos a ver la Fiesta Nacional, y al otro día comimos un asado en casa. Ahí surgió el tema de no quedarnos en lo alegórico de la celebración, sino en darle otra trascendencia”, cuenta el empresario, que ese mismo día tomó un micrófono y empezó a animar una subasta de objetos que terminó convirtiéndose en el primer fondo de lo que se convertiría en la actual Fundación Vendimia Solidaria.

–Hoy mencionó que por primera vez dudó si realizar o no este encuentro…

–La crisis que atraviesa la Argentina me llevó a pensar que no iba a ser posible la recaudación de fondos. Las empresas enfrentan problemas económicos y pensaba que no sería conveniente realizarlo, pero realmente me llevé una gratísima sorpresa. Tiene que ver con la confianza ganada hace ya tantos años.

–¿Es así?

–Sí, quienes ayudan ven concretamente a dónde van sus aportes. Nuestra preocupación es recaudar más cada año, para ayudar a quien lo necesita. Pueden visitar los comedores escolares, los hospitales con los que colaboramos, ver los playones deportivos y tantísimas obras. Además la Fundación es auditada en su contabilidad por una de las empresas más grandes. Hemos generado confianza, y hoy se vio el resultado.

–¿Quiénes lo animaron a seguir adelante?

–Principalmente mis hijas Barbarita y María Noel. Me dijeron: “Papá, tenemos que hacerlo”. No se equivocaron.

GENTE-VENDIMIA SOLIDARIA-PONCE-0018 - 20190312
El salón repleto. A benefico, a puro compromiso..

–Hablemos de cómo está usted. El año pasado atravesó un momento difícil de salud.

–Me encuentro muy bien, pero la recuperación fue larga. Hace veinticinco años tuve una cirugía de columna, por un accidente deportivo. Con el paso del tiempo fue necesario seguir reparando el daño. En diciembre de 2017, una nueva intervención no salió bien; en abril de 2018, otra tampoco dio el resultado esperado.

–¿Ahí tomó la decisión de viajar a Nueva York?

–Sí, a operarme con el doctor Federico Girardi, una eminencia argentina. Fueron ocho horas en el quirófano y seis meses de rehabilitación. Como ya estaba allá, aproveché y me operé la rodilla. La misma que ahora, en febrero, terminaron reemplazándome en su totalidad. Gracias a Dios, me estoy recuperando muy satisfactoriamente.

–Su mujer, Pamela David, se emocionó al mencionar esos días en Nueva York…

–Sufrió muchísimo al verme así. Sin ella, todo habría sido más difícil… El proceso fue largo y angustiante. A eso se sumaba la distancia y que estábamos solos. Mis hijos y amigos también fueron una gran contención.

GENTE-VENDIMIA SOLIDARIA-PONCE-0009 - 20190312
Agustín Vila _próximo a presidir el Comité Ejecutivo del Grupo América– y su esposa, Estefanía Tato Chediek.

–Hace poco usted anunció que su hijo Agustín pasará a presidir el Comité Ejecutivo del Grupo América. ¿Por qué tomó esa decisión?

–Se van cumpliendo etapas: soy una persona joven, pero mayor (dice sonriendo). Hay que dar paso a las nuevas generaciones. ¡No se trata tampoco de que me jubile…! Seguiré presidiendo el Grupo y analizando las decisiones estratégicas, pero tomo distancia del día a día, que es muy desgastante.

–¿Por qué lo eligió a él para este puesto en la empresa?

–Reúne todas las condiciones, tanto objetivas como subjetivas: su formación profesional de abogado especializado en negocios en el exterior y sus años manejando un medio como La Red. No ha sido una decisión producto de ser su padre… ¡Todos los socios del Grupo coincidieron! Tiene la humildad de los grandes, firmeza en el manejo y muy buen trato. Se hace querer.

–Los medios atraviesan una enorme transformación en el aspecto tecnológico.

–Es un cambio imparable. Este proceso lo entiende mucho mejor una persona joven, para quien la tecnología es algo natural. Siempre le digo en chiste que él es digital y yo analógico.

GENTE-VENDIMIA SOLIDARIA-PONCE-0021 - 20190312
Daniel Vila feliz, anunciando el récord de recaudación junto a los conductores del evento, Carolina Losada y Mariano Iúdica.

–¿Cómo ve la política del país?

–Me preocupa que la famosa grieta no sólo no se cerró: se profundizó. No es bueno para el país. Para generar confianza tiene que haber un plan que diga hacia dónde se va a ir, y al menos 10 puntos indiscutiblemente prioritarios. Ahí deben estar la pobreza, la inseguridad, la inflación… Luego, un equipo de gente debe ponerse de acuerdo sobre esos ítems, con la participación de dirigentes de distintos partidos.

–Volvamos a la familia… ¿Cómo ve hoy a su esposa en Pamela a la tarde, incursionando en temas políticos?

–La evolución de Pamela ha sido espectacular. De las figuras de la televisión no sé si hay otra que haya crecido tanto. Todo eso requiere de un gran coraje, y ella lo tiene, pero además posee mucha curiosidad por entender la política, se prepara y estudia. Su carrera está en un momento excelente.

–Hace unos días, al volver con su nueva temporada en la televisión, ella le envió una indirecta respecto a agrandar la familia. ¿Qué dice usted?

–No, no, ya no. Estamos en una etapa de la vida donde entre los dos reunimos siete hijos. Nos merecemos vivir a pleno como pareja: lo que había que hacer ya lo hicimos. Hoy es tiempo de disfrutar de nuestros chicos, y de nosotros, amándonos como nos amamos.

SEGUÍ LEYENDO:

Pamela David y Daniel Vila anfitriones de lujo y solidarios en Mendoza

Pamela David habló de los rumores de embarazo: “Todos me miraban la panza”

El Chapo Guzmán :Vida, apogeo y ocaso del emperador del crimen

Capo del Cartel de drogas más poderoso de México, un par de décadas le bastaron para convertirse en el criminal más famoso del mundo. De origen humilde, cimentó su poder a sangre y fuego, y se rodeó de lujo y placeres caros. Capturado, extraditado y declarado culpable, será sentenciado a cadena perpetua en Estados Unidos. Con ustedes el Chapo, el bandolero que se hizo mito.

La CIA tiene un listado de los hombres más buscados del planeta. Eso se dice, al menos, y uno recurre a las películas y series para imaginarse documentos top secret, clasificados, con interminables folios y fotografías. En 2011, la lista la encabezaba un tal Osama Bin Laden, hasta que el 2 de mayo fue asesinado en su búnker de Pakistán. Tachado de la lista. Desde entonces, otra persona ocupó ese sitial.

WEB-APERTURABASE-INFOBAE
Rodeado de agentes de la DEA (agencia antidrogas de Estados Unidos), Guzmán (61) presiente su final. Ya lleva dos años detenido en aquel país, y es inminente que su condena quede firme.

Más bajito (1.64 contra los casi dos metros de Bin Laden), más extravagante y de gustos –por decirlo de alguna manera– más caros. Joaquín Archivaldo Guzmán –de él se trata, por supuesto– fue durante más de dos décadas un criminal infame. Capo del Cartel de Sinaloa, era responsable del 25% de las drogas ilegales que ingresaban a los Estados Unidos vía México.

WEB-chapo-guzman-netflix-ki2H--620x349@abc---20190312
La realidad y la ficción, tratándose del Chapo, se confunden con facilidad. El actor Marco de la O en la piel de Guzmán, tal como lo personifica para la serie de TV.

Construyó un imperio a sangre y fuego, exterminó impiadosamente a sus rivales y consolidó su posición en el submundo del narcotráfico. Y no se quedó con eso. Amó a estrellas de cine y TV, figuró en el Top-100 de los hombres más ricos del mundo (confeccionado por Forbes) y se pensó eterno, intocable, santo patrono de aquellos que recogían sus dádivas. Pero no. Sigue vivo, sí, pero ya no libre.

WEB-000_Mvd6739705---20190312
Capturado hace dos años y extraditado a los Estados Unidos, acaba de ser declarado culpable en una corte de Nueva York por diez delitos diferentes. En junio, la sentencia.

Capturado hace dos años y extraditado a los Estados Unidos, acaba de ser declarado culpable en una Corte de Nueva York por diez delitos diferentes. En ese país lo celebraron. En Sinaloa muchos rezan por él. Y el mito del Chapo Guzmán permanece, listo para escribir nuevos capítulos, quizás en el trecho final de su sangrienta aventura.
Nacido el 4 de abril de 1957 en el diminuto pueblo de La Tuna, en medio del campo y las sierras sinaloenses, Guzmán no fue capaz de esquivar al destino que le trazó su entorno. Igual que su familia, empezó a cultivar opio y marihuana, y se relacionó con los traficantes de la zona.

Lo bautizaron Chapo (petiso en México) y pronto dejó en claro que sabía cómo moverse y escalar en el ambiente del hampa. En la década del ’80 ya era conocido y respetado, y fabricó mil ardides para transportar la mercadería de una frontera a la otra. Sinaloa –el Estado agrícola más importante de México– está ubicado a 1.200 kilómetros del límite con Estados Unidos.

WEB-capilla2---20190312
Muchos tomaron a la figura del Chapo –y las de otros criminales– como referentes, dándoles un tinte romántico. Puro folklore local.

Para birlar esa barrera, el Chapo recurrió a su ingenio y a una frondosa lista de ardides. Transportó droga en aviones (con su propia flota de taxis aéreos), escondió cocaína en jabones y hasta en pimientos jalapeños, y llevó su oscuro negocio a niveles insospechados. Año a año, su ingeniería se volvió más sofisticada. Hasta construyó túneles (unos 80, según se cree) en la frontera, provistos de rieles, aire acondicionado y luz eléctrica. No sólo servían para pasar drogas; también para facilitar las fugas. Se estima que el Chapo llegó a traficar 155 toneladas de cocaína al país del Norte, lo cual explicaría una fortuna personal que superó, en sus épocas de gloria, los mil millones de dólares.

WEB-sierra3---20190312
Sinaloa, en el noroeste de México, es un bello Estado, que cuenta con una enorme riqueza histórica y natural. Pero claro, la mayoría ignora ese patrimonio y se centra en la mala fama adquirida.

TRAMPOLÍN A LA INFAMIA. Guzmán asumió la jefatura del Cartel en 1989, cuando cayó Miguel Ángel Gallardo, el hombre del cual aprendió todo. De hecho, la detención de El Padrino Gallardo dividió su imperio en dos facciones irreconciliables: el Cartel de Tijuana (comandado por los hermanos Arellano) y el de Sinaloa, que el Chapo tomó para sí mismo. En la etapa inicial estaba al frente de unos 25 hombres, según contó un testigo protegido. Luego sus lugartenientes se multiplicarían. A partir de su éxito casi instantáneo, su perfil creció (casi tanto como el del colombiano Pablo Escobar, el más famoso narco de esa época). Aparecieron los autos de lujo (en 2014 se le secuestraron 43 vehículos, 19 de ellos blindados); un yate (el Chapito, tal su nombre); una quinta con canchas de tenis y hasta un zoológico que podía recorrerse en tren. Delirios propios de un emperador romano. En dos décadas, el espurio negocio generó unos 14 mil millones de dólares (la misma cifra que, según el BID, costaba la reconstrucción de Haití tras el terremoto de 2010).

WEB-sierra1---20190312
El cartel de droga que lo sometió inundando sus tierras de cultivos ilegales, transformó su escenario por completo Sinaloa.

La organización de Guzmán llevaba droga a los puntos críticos de Estados Unidos: Los Ángeles –el más cercano a México–, Chicago y Nueva York. Todo parecía marchar sobre ruedas, hasta que en 1993 fue capturado en la frontera de Guatemala con México, en Chiapas. Antes de cumplir los nueve años en prisión, logró escaparse de la cárcel de máxima seguridad de Puente Grande, en Jalisco, escondido en el carrito de la ropa sucia. Otros dicen que salió por la puerta, disfrazado de policía. Esa fuga, en los albores del nuevo siglo, le dio la visibilidad que luego sería su talón de Aquiles.

WEB-000_KD1XI---20190312

Guzmán consiguió permanecer libre durante 13 años, desde 2001 hasta 2014, cuando fue recapturado. En ese período el mito se agigantó. Los esfuerzos de la CIA y la DEA se multiplicaron. Finalmente lo atraparon sin disparar un solo tiro, en su propia tierra de Sinaloa. Fue obra de marines estadounidenses, en conjunción con el gobierno de Enrique Peña Nieto, entonces presidente mexicano. Un año después, el Chapo lograba lo que parecía imposible: escaparse de nuevo, esta vez de la prisión de máxima seguridad conocida como El Altiplano, a 25 kilómetros de Toluca. Nadie había podido eludir la seguridad de ese recinto, el más temido por los delincuentes de todo México. Guzmán lo logró gracias a un túnel de un kilómetro y medio de longitud, que comenzaba en la zona de las duchas. La leyenda escribía, así, un nuevo capítulo.

WEB-000_14383I---20190312
“No soy perfecta, pero me considero un buen ser humano, que nunca ha lastimado a nadie intencionalmente”, dijo Emma Coronel, esposa del Chapo.

¿La tercera habrá sido la vencida? El 8 de enero de 2016, un grupo de soldados estadounidenses logró recapturarlo en el “patio de su casa”: Los Mochis. El Chapo y sus hombres resistieron a punta de ametralladora (cinco murieron) y el líder recurrió a una fuga afín a su repertorio: las alcantarillas de la ciudad, conectadas con un túnel que comenzaba en su casa. Casi logra su cometido, pero lo terminaron atrapando en plena calle. Fue el principio del fin. Estados Unidos solicitó su extradición. El jueves 19 de enero de 2017, en el último día de gobierno de Barack Obama, el país recibió al criminal que había buscado tan afanosamente. El mismo cuya cabeza se cotizaba en cinco millones de dólares.

WEBfoto-kate-chapo-3---20190312
En mejores momentos compartió un encuentro con Sean Penn (le hizo una entrevista) y la actriz Kate del Castillo, de quien se declaraba amigo y admirador.

El 12 de febrero pasado, el Chapo fue encontrado culpable de diez cargos en una corte de Nueva York: tráfico de drogas, liderar una red criminal, asesinatos, sobornos, torturas… El próximo 25 de junio se celebrará la audiencia definitiva, donde Guzmán será condenado a cadena perpetua.
El Chapo, el de los centímetros escasos y el ego inabarcable, sigue soñando con su película. La que lo retrate como un bandido colorido y folklórico, proyecto que imaginó junto a su (¿ex?) amiga Kate del Castillo, la actriz que supo reunirse con el entonces prófugo (lo mismo que Sean Penn, para una entrevista que luego publicó en la revista Rolling Stone). Se ve a sí mismo con el revólver en la cintura (el de los diamantes incrustados), el gesto temerario y la sonrisa ladeada. Billonario. Impune. Sin misericordia para enemigos y traidores. Será la última escena que proyecte cada noche, en una celda fría y oscura, muy lejos de su tierra, demasiado cerca de la muerte.

WEB-mujer-del-chapo-c---20190312
Emma Coronel Aispuro (29 años, 32 menos que Guzmán) fue reina de belleza y estudiante de Comunicación. Pero su vida le cambió por completo a los 18, cuando el Chapo puso sus ojos en ella.

Por Eduardo Bejuk.
Fotos: AFP y archivo Atlántida.

 

Tomás Kirzner & Minerva Casero: ¡Seis meses de amor!

El hijo de Adrián Suar y Araceli González y la hija de Alfredo Casero ya llevan medio año de intenso romance. Ella lo acompañó en el estreno de La Naranja Mecánica, la obra que él acaba de estrenar en el Teatro Método Kairós, y se los vio híper enamorados.

#GENTE-07-TOTO-MINERVA-080319
Toto y Minerva –figura de Multitalent-, románticos saliendo del teatro.

“Nos conocimos a los 14 en las clases de Nora Moseinco”, contaron alguna vez. Tomás Kirzner (20) y Minerva Casero (19). “Siempre tuvimos onda. Fuimos amigos, nos distanciamos y nos reencontramos en 2017 rodando el especial de Fundación Huésped. Compartimos una química especial. Nuestros amigos nos decían : ‘¿Cuándo van a estar de novios?’”.

#GENTE-04-TOTO-MINERVA-080319
Tomás Kirzner sobre el escenario durante la obra de la que también forma parte Franco Masini y Fran Ruiz Barlett, entre otros.

En 2018 fueron pareja en la tira Simona (eltrece). Hoy vuelven a compartir elenco en Argentina, tierra de amor y venganza, la súper producción de Pol-Ka que comienza el 11 de marzo por eltrece y recrea la Buenos Aires de los años ’30. Ella pertenece a una familia acomodada. Él es un policía que investiga las redes de trata en un oscuro burdel. Es la historia de un amor…

#GENTE-03-TOTO-MINERVA-080319
Hoy ambos comparten elenco en Argentina, tierra de amor y venganza, la súper producción de Pol-Ka que comienza el 11 de marzo por eltrece y recrea la Buenos Aires de los años ’30. Ella pertenece a una familia acomodada.
#GENTE-01-TOTO-MINERVA-080319
Él es un policía que investiga las redes de trata en un oscuro burdel.

Fotos: Móvilpress y Pol-Ka

SEGUÍ LEYENDO:

La romántica confesión de Minerva Casero para blanquear su romance con Toto Suar