Un GOT solidario en África: “Un futuro mejor no depende sólo de medios financieros”

Nikolaj Coster-Waldau, el actor que personifica a Jaime Lannister en Game Of Thrones viajó a Ruanda como Embajador de Buena Voluntad del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo. Lo hizo para conocer los avances del país en el mes en que se conmemora el 25º aniversario del brutal genocidio de los tutsis, que dejó casi un millón de muertos.

Guerrero del corazón: Con los pies en la tierra, Nikolaj, uno de los protagonistas de la serie furor del momento, dedicó su tiempo a conocer a los pobladores de Ruanda

Por los senderos de tierra roja de Ruanda –país de África Oriental que limita con Uganda, Burundi, Congo y Tanzania– caminó Nikolaj Coster-Waldau (48), el dinamarqués que adquirió una avasallante fama internacional interpretando a Jaime Lannister en las ocho temporadas de Game Of Thrones (HBO) y que actualmente cobra 500.000 dólares por episodio. Lejos de todo el jet set y de la parafernalia, el actor se adentró en la realidad de este territorio desconocido en el mes en el que se conmemora el 25º aniversario de una de las peores tragedias de la humanidad.

“El perdón es más fuerte que el odio” dijo el dinamarqués después de asistir a un acto en conmemoración por el 25º aniversario del genocidio de los tutsis (en 1994, el 75 por ciento de este pueblo nativo –unas 1.200.000 personas– fue exterminado por los hutus).

Todo lo que sabía era que había sido la escena del genocidio de los tutsis, en el que casi un millón de personas fueron asesinadas. Esperaba encontrar un país atravesado por la desesperanza, pero no podría haber estado más equivocado”, señaló sorprendido el actor, que es Embajador de Buena Voluntad del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, y explicó:Desde que llegué hasta el momento en que me fui estuve asombrado por todo lo que experimenté. Vi cómo puede darse el cambio con rapidez si el pueblo y la voluntad política del gobierno así lo quieren y van a la par. Y pude ver también cómo el poder del perdón es mucho más fuerte que el poder del odio”.

Como Embajador de Buena Voluntad del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, Nikolaj estuvo conversando con los vecinos de Ruanda.
Recorriendo una “aldea verde” que funciona como refugio para ciento cuarenta y cuatro familias.

Conversó con vecinos, trabajadores y políticos que le contaron, entre otras cosas, que hoy el país tiene el récord mundial de representación de mujeres en el parlamento (un 61%) y que la clave del proceso de curación y reconstrucción de Ruanda está en la creación de una cultura de inclusión.

Con el casco reglamentario, conoció el interior de una planta de gestión de residuos electrónicos.

Además, se adentró en una planta de gestión de residuos electrónicos y en una aldea que funciona como refugio para ciento cuarenta y cuatro familias; allí se enteró que para proteger la acción climática sus habitantes renunciaron a las bolsas de plástico hace ya diez años. Introspectivo, dijo al salir: Siendo de Dinamarca, uno de los países más ricos, fue emocionante constatar que un futuro mejor no depende únicamente de medios financieros”.

1
Nikolaj caracterizado como Jaime Lannister.

Por Kari Araujo.
Fotos: Gentileza UNDP Communications y HBO Latin America.

SEGUÍ LEYENDO:

La historia de amor de Kit Harington y Rose Leslie que comenzó en el set de GOT y ya pasó por el altar