Sri Prem baba: “Para ser felices tenemos que descubrir nuestro propósito”

Seguido por millones de personas alrededor del mundo, el gurú brasileño llegó a la Argentina para presentar su último libro, dar workshops sobre autoconocimiento y reunirse con el ministro de Ambiente y Desarrollo Sustentable. El líder espiritual apunta a ayudar a “encontrar el fin en la vida”.

Sri Prem Baba
“Prosperidad significa no tenerle miedo a la escasez y confiar en que las necesidades van a ser atendidas”.  Foto Axel Indik/Para Ti

Religiones, psicoanálisis, terapias alternativas, libros de autoayuda, técnicas de meditación… Todas las herramientas llevan al mismo camino: la búsqueda de la felicidad. Pero acaso, ¿tan difícil es lograr ser felices? “Sí, es muy difícil. El desafío está en descubrir cuál es el propósito o el talento de cada uno. Así como un árbol de manzanas fue creado para dar manzanas y uno de naranjas para dar naranjas, cada persona tiene que encontrar para qué fue creada. Qué tiene para darle al mundo”, explica Sri Prem Baba (que en sánscrito significa Padre del Amor), un gurú brasileño seguido por millones de personas.

Creador del Awaken Love –movimiento global que busca despertar la conciencia amorosa y la paz por medio de diversos proyectos e iniciativas de gestión pública– vino a la Argentina por séptima vez y aprovechó para promover su mensaje en diferentes oportunidades. Si bien fue una visita corta, Prem Baba (52) no paró un segundo: presentó su libro Propósito.

El coraje de ser quien somos (uno de los 10 más vendidos de Brasil); dictó un taller gratuito para 1300 personas enfocado en el autoconocimiento, un workshop para emprendedores y se reunió en privado con el ministro de Ambiente y Desarrollo Sustentable, el rabino Sergio Bergman.

#PARA TI - GURU SRI PREM BABA 2 - Estar mejor - 20171215
“Así como un árbol de manzanas fue creado para dar manzanas y uno de naranjas para dar naranjas, cada persona tiene que encontrar para qué fue creada”.

“Me parece una herramienta muy importante ayudar a los políticos porque todas sus decisiones impactan en la vida de muchas otras personas. Yo conozco la psiquis humana y el camino de la autotransformación. Ellos necesitan mirar sus vidas y sanar sus heridas, que se transformaron en mecanismos de defensa que se manifiestan en forma de corrupción, egoísmo, avaricia y ambición desmedida”, explicó el coach espiritual en esta entrevista exclusiva con Para Ti. Y ahondó en detalles sobre su reunión con el rabino Bergman: “Es la primera vez que me siento a hablar con un político argentino. Me pareció una persona muy sensible, espiritual, y lo noté muy abierto para sumar fuerzas y conocer mis proyectos. Vamos a ver cómo podemos trabajar en equipo. En lo que más me enfoco es en educación y sustentabilidad”.

Las personas nacemos con un propósito, el problema está en que fuimos criados para agradar a otros

No importa la condición social, profesión, edad ni género… Prem Baba asegura que todos tenemos la misma posibilidad de encontrar aquel talento que nos permita ser felices: “Las personas nacemos con un propósito, el problema está en que fuimos criados para agradar a otros: complacer a nuestros padres, a la sociedad y hasta a la religión. Tan grande es el esfuerzo que hacemos para lograr la aprobación del afuera que nos vamos distanciando del corazón y nos olvidamos de quiénes somos”. Ahora depende de cada uno de nosotros reencontrarnos con nuestros verdaderos deseos y hacernos cargo del futuro de nuestras vidas.

Si uno no es consciente de que le da al mundo aquello para lo que fue creado va a sentirse desencajado

-¿Cada persona tiene un talento específico?
-Sí, cada ser humano tiene un propósito. El ser humano nació para amar. Sólo que el amor se manifiesta de una manera única a través de dones y talentos específicos. Por ejemplo, podríamos suponer que tu propósito es transmitir diferentes mensajes a través del periodismo. Ojo que hay muchas personas que ya están en el camino correcto, pero no lo saben. Si uno no es consciente de que le da al mundo aquello para lo que fue creado va a sentirse desencajado. Y ese sentimiento de falta de pertenencia es raíz de muchos desequilibrios, incluso de algunas enfermedades psicoemocionales como ansiedad, depresión, estrés y falta de motivación.

-Suena lindo, pero poco realista… Hay gente que tiene que salir a trabajar de cualquier cosa para poder darle de comer a la familia.
-Claro, pero eso no quiere decir que no puedan tomar conciencia de cuál es su propósito. Ya mucha gente entendió que el dinero no es suficiente para ser felices. Tal vez ellos estén llevando a cabo sus propósitos y no lo sepan. Porque los propósitos no son sólo trabajos fabulosos o glamorosos. ¡No! Hay personas que nacieron con el propósito de cuidar un jardín, de limpiar la basura o hacer choclo en la calle. Y si no es cuestión de descubrir qué los hace felices. Hay personas que van a descubrir que están haciendo algo totalmente alejado y van a tener que cambiar el rumbo de sus vidas. Son como rosas queriendo ser jazmines… No van a poder ser felices.

-¿Una vez que encontramos nuestro propósito ya es suficiente?
-Claro que no, éste es solo un aspecto. Aunque el más importante porque le dedicamos mucho tiempo. Pero también hay una serie de áreas en la vida que requieren nuestra atención: la vida afectiva, sexual, financiera, familia, amigos, salud, espiritualidad.

“Para ser felices tenemos que descubrir nuestro propósito”. Foto Axel Indik/Para Ti
“Para ser felices tenemos que descubrir nuestro propósito”. Foto Axel Indik/Para Ti

 Siempre digo que si la vida es una escuela, la pareja es la universidad

-¿Qué rol ocupa el amor romántico en la vida de un ser humano?
-Es absolutamente importante, otra de las áreas fundamentales. Siempre digo que si la vida es una escuela, la pareja es la universidad. Es que a través de las relaciones aprendemos mucho sobre nosotros mismos y tenemos la oportunidad de evolucionar como seres humanos. Necesitamos aprender a perdonar, a aceptar, a vencer nuestras inseguridades, a tener paciencia y a dialogar de una manera constructiva. Estar en pareja nos potencia la oportunidad de aprendizaje y nos conecta con las heridas que arrastramos de la infancia: shock de abandono, humillación y rechazo. Todas ellas se reeditan cuando uno se enamora. Por eso digo que, sacando todo el romanticismo, la relación es material de escuela.

 No existe el alma gemela

-¿Existe el enamoramiento para toda la vida?
-Es muy raro (se ríe). No existe el alma gemela. Es el síndrome de Disney. La gran mayoría pertenece al lado del otro por costumbre, pero no puedo decir que no exista porque lo he visto. Generalmente cuando dos personas maduras se encuentran y se aman de una manera transparente, sin secretos y disfrutan de una intimidad real. El paso siguiente sería la emancipación del sexo. El celibato es un florecimiento.

-¿Sos célibe?
-Sí, ya jugué suficiente y no me interesa seguir experimentando. Me he enamorado mucho y hasta me casé tres veces. ¡Tengo mucho kilometraje recorrido! (se ríe). Hoy no tengo ganas de enamorarme porque mi energía está puesta toda en mi vida espiritual y en Dios. Pero no tengo ninguna prohibición. Soy libre. Es que así estoy bien.

-Muchas personas creen que los gurúes son farsantes, ¿qué les dirías?
-Obvio que existen guías espirituales que son falsos y charlatanes, ¡pero no todos! La verdad y la mentira caminan juntas en todos los ambientes. La única prueba que tengo es mi propia vida y mi obra. El que quiera sacarse alguna duda puede conocerme.

-¿Sos millonario?
-¡No! (se ríe). Yo vivo bien porque tengo todo lo que necesito. Prosperidad significa no tenerle miedo a la escasez, confiar en que las necesidades van a ser atendidas y estar en armonía con el flujo de la vida. Hay una energía circulando. Todo llega en el momento justo. Claro que tengo necesidades personales y trabajo para cubrirlas. Tengo libros, realizo seminarios específicos y retiros espirituales.

-¿La gente puede cambiar?
-Sí, ¡se puede! Hay vicios y patrones muy arraigados que son más difíciles. Pero he visto algunas transformaciones que parecían imposibles. Eso aumenta mi esperanza en la humanidad.

-Sin embargo, hay guerras, crímenes y odio… ¿El mundo tiene cura?
-Estamos en un estado crítico porque el amor y la compasión desaparecieron. De ahí surgen la injusticia y la miseria que estamos viviendo. Pero el mundo tiene cura y el remedio se llama amor.

Texto: AGUSTINA D’ANDRAIA (adandraia@atlantida.com.ar)

LEA MÁS:

Blue Jeans, best-seller millennial: “Los jóvenes necesitan engancharse con algo que entiendan o se identifiquen”

Anna Llenas: la autora del libro favorito del hijo de Leo Messi

Sri Prem baba: “Para ser felices tenemos que descubrir nuestro propósito”

Seguido por millones de personas alrededor del mundo, el gurú brasileño llegó a la Argentina para presentar su último libro, dar workshops sobre autoconocimiento y reunirse con el ministro de Ambiente y Desarrollo Sustentable. El líder espiritual apunta a ayudar a “encontrar el fin en la vida”.

Sri Prem Baba
“Prosperidad significa no tenerle miedo a la escasez y confiar en que las necesidades van a ser atendidas”.  Foto Axel Indik/Para Ti

Religiones, psicoanálisis, terapias alternativas, libros de autoayuda, técnicas de meditación… Todas las herramientas llevan al mismo camino: la búsqueda de la felicidad. Pero acaso, ¿tan difícil es lograr ser felices? “Sí, es muy difícil. El desafío está en descubrir cuál es el propósito o el talento de cada uno. Así como un árbol de manzanas fue creado para dar manzanas y uno de naranjas para dar naranjas, cada persona tiene que encontrar para qué fue creada. Qué tiene para darle al mundo”, explica Sri Prem Baba (que en sánscrito significa Padre del Amor), un gurú brasileño seguido por millones de personas.

Creador del Awaken Love –movimiento global que busca despertar la conciencia amorosa y la paz por medio de diversos proyectos e iniciativas de gestión pública– vino a la Argentina por séptima vez y aprovechó para promover su mensaje en diferentes oportunidades. Si bien fue una visita corta, Prem Baba (52) no paró un segundo: presentó su libro Propósito.

El coraje de ser quien somos (uno de los 10 más vendidos de Brasil); dictó un taller gratuito para 1300 personas enfocado en el autoconocimiento, un workshop para emprendedores y se reunió en privado con el ministro de Ambiente y Desarrollo Sustentable, el rabino Sergio Bergman.

#PARA TI - GURU SRI PREM BABA 2 - Estar mejor - 20171215
“Así como un árbol de manzanas fue creado para dar manzanas y uno de naranjas para dar naranjas, cada persona tiene que encontrar para qué fue creada”.

“Me parece una herramienta muy importante ayudar a los políticos porque todas sus decisiones impactan en la vida de muchas otras personas. Yo conozco la psiquis humana y el camino de la autotransformación. Ellos necesitan mirar sus vidas y sanar sus heridas, que se transformaron en mecanismos de defensa que se manifiestan en forma de corrupción, egoísmo, avaricia y ambición desmedida”, explicó el coach espiritual en esta entrevista exclusiva con Para Ti. Y ahondó en detalles sobre su reunión con el rabino Bergman: “Es la primera vez que me siento a hablar con un político argentino. Me pareció una persona muy sensible, espiritual, y lo noté muy abierto para sumar fuerzas y conocer mis proyectos. Vamos a ver cómo podemos trabajar en equipo. En lo que más me enfoco es en educación y sustentabilidad”.

Las personas nacemos con un propósito, el problema está en que fuimos criados para agradar a otros

No importa la condición social, profesión, edad ni género… Prem Baba asegura que todos tenemos la misma posibilidad de encontrar aquel talento que nos permita ser felices: “Las personas nacemos con un propósito, el problema está en que fuimos criados para agradar a otros: complacer a nuestros padres, a la sociedad y hasta a la religión. Tan grande es el esfuerzo que hacemos para lograr la aprobación del afuera que nos vamos distanciando del corazón y nos olvidamos de quiénes somos”. Ahora depende de cada uno de nosotros reencontrarnos con nuestros verdaderos deseos y hacernos cargo del futuro de nuestras vidas.

Si uno no es consciente de que le da al mundo aquello para lo que fue creado va a sentirse desencajado

-¿Cada persona tiene un talento específico?
-Sí, cada ser humano tiene un propósito. El ser humano nació para amar. Sólo que el amor se manifiesta de una manera única a través de dones y talentos específicos. Por ejemplo, podríamos suponer que tu propósito es transmitir diferentes mensajes a través del periodismo. Ojo que hay muchas personas que ya están en el camino correcto, pero no lo saben. Si uno no es consciente de que le da al mundo aquello para lo que fue creado va a sentirse desencajado. Y ese sentimiento de falta de pertenencia es raíz de muchos desequilibrios, incluso de algunas enfermedades psicoemocionales como ansiedad, depresión, estrés y falta de motivación.

-Suena lindo, pero poco realista… Hay gente que tiene que salir a trabajar de cualquier cosa para poder darle de comer a la familia.
-Claro, pero eso no quiere decir que no puedan tomar conciencia de cuál es su propósito. Ya mucha gente entendió que el dinero no es suficiente para ser felices. Tal vez ellos estén llevando a cabo sus propósitos y no lo sepan. Porque los propósitos no son sólo trabajos fabulosos o glamorosos. ¡No! Hay personas que nacieron con el propósito de cuidar un jardín, de limpiar la basura o hacer choclo en la calle. Y si no es cuestión de descubrir qué los hace felices. Hay personas que van a descubrir que están haciendo algo totalmente alejado y van a tener que cambiar el rumbo de sus vidas. Son como rosas queriendo ser jazmines… No van a poder ser felices.

-¿Una vez que encontramos nuestro propósito ya es suficiente?
-Claro que no, éste es solo un aspecto. Aunque el más importante porque le dedicamos mucho tiempo. Pero también hay una serie de áreas en la vida que requieren nuestra atención: la vida afectiva, sexual, financiera, familia, amigos, salud, espiritualidad.

“Para ser felices tenemos que descubrir nuestro propósito”. Foto Axel Indik/Para Ti
“Para ser felices tenemos que descubrir nuestro propósito”. Foto Axel Indik/Para Ti

 Siempre digo que si la vida es una escuela, la pareja es la universidad

-¿Qué rol ocupa el amor romántico en la vida de un ser humano?
-Es absolutamente importante, otra de las áreas fundamentales. Siempre digo que si la vida es una escuela, la pareja es la universidad. Es que a través de las relaciones aprendemos mucho sobre nosotros mismos y tenemos la oportunidad de evolucionar como seres humanos. Necesitamos aprender a perdonar, a aceptar, a vencer nuestras inseguridades, a tener paciencia y a dialogar de una manera constructiva. Estar en pareja nos potencia la oportunidad de aprendizaje y nos conecta con las heridas que arrastramos de la infancia: shock de abandono, humillación y rechazo. Todas ellas se reeditan cuando uno se enamora. Por eso digo que, sacando todo el romanticismo, la relación es material de escuela.

 No existe el alma gemela

-¿Existe el enamoramiento para toda la vida?
-Es muy raro (se ríe). No existe el alma gemela. Es el síndrome de Disney. La gran mayoría pertenece al lado del otro por costumbre, pero no puedo decir que no exista porque lo he visto. Generalmente cuando dos personas maduras se encuentran y se aman de una manera transparente, sin secretos y disfrutan de una intimidad real. El paso siguiente sería la emancipación del sexo. El celibato es un florecimiento.

-¿Sos célibe?
-Sí, ya jugué suficiente y no me interesa seguir experimentando. Me he enamorado mucho y hasta me casé tres veces. ¡Tengo mucho kilometraje recorrido! (se ríe). Hoy no tengo ganas de enamorarme porque mi energía está puesta toda en mi vida espiritual y en Dios. Pero no tengo ninguna prohibición. Soy libre. Es que así estoy bien.

-Muchas personas creen que los gurúes son farsantes, ¿qué les dirías?
-Obvio que existen guías espirituales que son falsos y charlatanes, ¡pero no todos! La verdad y la mentira caminan juntas en todos los ambientes. La única prueba que tengo es mi propia vida y mi obra. El que quiera sacarse alguna duda puede conocerme.

-¿Sos millonario?
-¡No! (se ríe). Yo vivo bien porque tengo todo lo que necesito. Prosperidad significa no tenerle miedo a la escasez, confiar en que las necesidades van a ser atendidas y estar en armonía con el flujo de la vida. Hay una energía circulando. Todo llega en el momento justo. Claro que tengo necesidades personales y trabajo para cubrirlas. Tengo libros, realizo seminarios específicos y retiros espirituales.

-¿La gente puede cambiar?
-Sí, ¡se puede! Hay vicios y patrones muy arraigados que son más difíciles. Pero he visto algunas transformaciones que parecían imposibles. Eso aumenta mi esperanza en la humanidad.

-Sin embargo, hay guerras, crímenes y odio… ¿El mundo tiene cura?
-Estamos en un estado crítico porque el amor y la compasión desaparecieron. De ahí surgen la injusticia y la miseria que estamos viviendo. Pero el mundo tiene cura y el remedio se llama amor.

Texto: AGUSTINA D’ANDRAIA (adandraia@atlantida.com.ar)

LEA MÁS:

Blue Jeans, best-seller millennial: “Los jóvenes necesitan engancharse con algo que entiendan o se identifiquen”

Anna Llenas: la autora del libro favorito del hijo de Leo Messi