Iguazú en concierto: la cumbre de orquestas juveniles que ya es todo un clásico

La experiencia cultural que reúne a formaciones musicales, bailarines y solistas de todos los hemisferios– vivió su novena edición a puro éxito. Más de 700 chicos de doce países y cuatro continentes dieron vida a una semana inolvidable, llena de talentos y con momentos de cooperación inigualables.

El sábado 26 de mayo, tras el concierto de cierre y sobre el escenario montado en el anfiteatro del Parque Nacional Iguazú, posan los músicos, bailarines, directores, maestros y organizadores de los 12 países que hicieron posible el evento.
El sábado 26 de mayo, tras el concierto de cierre y sobre el escenario montado en el anfiteatro del Parque Nacional Iguazú, posan los músicos, bailarines, directores, maestros y organizadores de los 12 países que hicieron posible el evento.

El sol ya bajó y el pop latino se apodera de la escena. Se impone un bis de Echame la culpa, de Luis Fonsi, cuando las bailarinas del Instituto Superior de Arte del Teatro Colón pasan al frente y se olvidan de las líneas. Los violines –y sus violinistas– se balancean al compás del hit del momento.

Los músicos de la Opera de Shanghai agitan sus instrumentos de la China ancestral. Los contrabajos de la Orquesta Sinfónica de Chile giran sobre su eje para sumar movimiento. Y bien arriba se disparan las trompetas de la Swing Kids Jazz Band de Suiza.

Entonces, el maestro Enrique Diemecke, director de la Orquesta Filarmónica de Buenos Aires, guarda la batuta y empieza a filmar con su celular la fiesta que acaba de armarse a su alrededor. Y como no está dispuesto a perdérsela, se baja de la tarima para seguir la coreografía que improvisan sus dirigidos. Es el momento en que nadie dirige a nadie y la novena edición de Iguazú en Concierto llega a su fin.

Sobre el Salto Chico exponen sus instrumentos los músicos chinos de la Orquesta de Shanghai: Zhu Kexin (15), Ziu Kiwei (16), Xu Shuoyong (15) y Ruanshitian (12)
Sobre el Salto Chico exponen sus instrumentos los músicos chinos de la Orquesta de Shanghai: Zhu Kexin (15), Ziu Kiwei (16), Xu Shuoyong (15) y Ruanshitian (12)

MUCHO MÁS QUE VIENTOS Y CUERDAS. La convocatoria que trajo hasta Puerto Iguazú, en Misiones, a 700 chicos de doce países dice “del 22 al 26 de mayo” y tiene una consigna central: cuatro días de conciertos gratuitos con un cierre a toda orquesta en el anfiteatro del Parque Nacional.

Hasta acá llegaron chicos y chicas de entre cuatro y dieciocho años, desde Chile, Brasil, Colombia y distintos puntos de la Argentina, y también de Estados Unidos, Francia, Suiza, Letonia, Ucrania e incluso Zimbabue, Sudáfrica y China. Son músicos, bailarines y solistas que viajaron hasta tres días para participar de una semana de intercambio cultural que no tiene comparación.

El grupo tocó sobre el mirador, para sorpresa de los turistas.
El grupo tocó sobre el mirador, para sorpresa de los turistas.

Markus Seen, de 11 años, toca la trompeta desde los seis y es hijo de una violinista; integra la Swing Kids Band de Suiza y en un inglés limitado balbucea que está “un poco cansado de tantos ensayos, pero es cool hacer amigos de otros países” y que la de Zimbabue es su banda preferida.

Faltan sólo tres horas para el concierto de cierre y en su horario de almuerzo, Liam Claude, quien también tiene 11 años y toca el oboe en la Petites Mains Symphoniques, llegó desde Vosges, Francia. Se maneja con una profesora como traductora, que reproduce que al tocar su instrumento se siente simplemente feliz, pero se queda sin palabras –en su idioma natal– para contestar qué significa la música para él. Entonces una sonrisa tímida con los ojos brillosos resulta la respuesta.

En escena, las marimbas de los sudafricanos, que fueron fabricadas en tiempo récord en Misiones, después de que las originales quedaran retenidas en la Aduana. Se hicieron con madera de incienso y tubos de PVC.
En escena, las marimbas de los sudafricanos, que fueron fabricadas en tiempo récord en Misiones, después de que las originales quedaran retenidas en la Aduana. Se hicieron con madera de incienso y tubos de PVC.

Sus sensaciones no son demasiado distintas a las de Francesca Ramírez Mujica, de 14, que toca el contrabajo en la Orquesta Liceo Bicentenario Oscar Castro Zúñiga, de Rancagua, Chile: “Viajé en avión por primera vez para venir acá. Nadie hacía música clásica en mi familia, pero yo tocaba la batucada en la Banda de Guerra del colegio y audicioné para entrar a la orquesta. Me gustaría ser directora… Porque nada me permite desahogarme, liberarme y expresarme como la música”.

De Harare, la capital de Zimbabue, Ropofadzo Chigumadzi tiene 17 años y toca el violín en la Watershed and Wind Marimba Band. “Empecé con la música porque no era buena en deportes. ¡Algo había que hacer! Arranqué con el piano a los cinco y pasé al violín a los seis. Viajé casi 72 horas para llegar a Iguazú, pero valió la pena”, apunta la adolescente, para después agregar que –como todos en su tierra– también toca las marimbas. “Quiero que el violín sea siempre un hobby, nunca una profesión. Voy a estudiar ingeniería informática”, asegura.

Grand pas de quatre por el Ballet del Instituto Superior de Arte del Teatro Colón.
Grand pas de quatre por el Ballet del Instituto Superior de Arte del Teatro Colón.

MISIÓN EPICA. Si de marimbas hablamos, las protagonistas de la semana no fueron las de Zimbabue, sino las de Sudáfrica. Ocurrió en Iguazú, donde nada es imposible y todo parece mágico, y donde una falla del terreno se convirtió en maravilla natural hasta ser declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, en 1984.

Porque cuando el 12 de mayo las veinte marimbas sudafricanas quedaron retenidas en la Aduana de Ezeiza por un error de papeleo, Andrea Merenzón, directora artística de Iguazú en Concierto, esgrimió: “Empecemos a pensar en fabricarlas, por si no salen”. Muchos la miraron como diciendo “¡estás loca!”…

De todas maneras, el 17 de mayo pusieron en marcha un operativo, porque “no podíamos seguir con todo un contingente de artistas sin tocar”. Entonces Liliana Della Picca, directora general de Golden Company, productora del evento, detalla: “Los sudafricanos habían venido con sus luthiers. Así que empezamos por llevarlos a recorrer aserraderos para probar maderas. Llegamos hasta Andresito, a cien kilómetros de Posadas, y eligieron el incienso.

¿Los tubos de abajo? Caños de PVC de diferentes diámetros. Recorrimos más de diez ferreterías hasta conseguirlos. Mike, el director de la orquesta, se encargó de socavar a mano las 300 piezas. A último momento convocamos a padres y vecinos para armar, pulir y atornillar las marimbas. Fabricamos veinte en cuatro días… ¡cuando normalmente se tarda dos meses!”.

Ahora, cuando faltan sólo minutos para el show final, Merenzón se conmueve al comentar que los sudafricanos están decorando sus nuevas marimbas made in Misiones con motivos de su tierra. Agrega que se las llevarán a Río de Janeiro, para seguir con su tour latinoamericano.

Fue triste verlos tan decepcionados por el incidente de la Aduana”, agrega Leslie Humphrey, directora de Arte y Cultura del Saint Stithians College de Johannesburgo, a cargo de los chicos. “Les compramos una pelota para que jugaran al fútbol, los llevamos a recorrer las Cataratas... pero ellos sólo querían ensayar. Son ‘musical kids’… ¡Quieren hacer música!”, agrega y celebra “esta linda historia de cooperación entre dos pueblos. Porque, al fin y al cabo, todo es cuestión de que puedan hacer música. Para eso estamos aquí”.

Por Ana van Gelderen.
Fotos: Maximiliano Vernazza y Administración de Parques Nacionales.

SEGUÍ LEYENDO:
Conocé a Daniela Rendon, la despampanante mujer de Franco Armani y la favorita de Sol Pérez

Diez datos desconocidos sobre Francesc Orella, el intérprete de Merlí

Donald Glover, es el Donald más googleado gracias a su rapeo como Childish Gambino ¡Crack!

Cómo se vivió la derrota Argentina frente a Francia en un penal de La Plata: “Acá estamos unidos todos los días y hoy es especial”

Así se vivió la derrota por 4 a 3 frente a Francia del equipo liderado por Messi.

Un preso de la Unidad Penitenciaria N° 9 de La Plata, a las afueras de Buenos Aires, muestra su celda, el 30 de junio de 2018. (AFP - EITAN ABRAMOVICH)
Un preso de la Unidad Penitenciaria N° 9 de La Plata, a las afueras de Buenos Aires, muestra su celda, el 30 de junio de 2018. (AFP – EITAN ABRAMOVICH)

“El fútbol me saca de la cárcel. Cuando me dan portón para salir a la cancha, yo me siento en la calle”, dice Beto Medina, uno de los 1.650 internos que vieron en prisión caer a la Albiceleste 4-3 ante Francia y despedirse del Mundial Rusia-2018.

La unidad penitenciaria 9 de la ciudad de La Plata, a 60 kms de Buenos Aires, queda en un barrio de casas bajas. En el día del partido, las calles lucen despobladas.

En esta cárcel de máxima seguridad, presos y guardias alentaron juntos a la selección de Messi, para terminar en una tristeza compartida por toda Argentina, donde el fútbol es pasión desde la cuna.

Día especial

Beto tiene 46 años y ha pasado ya 20 en prisión. En la misma penitenciaría 9 está confinado su hijo Lautaro, quien sin embargo debe quedar libre en diciembre. Padre e hijo podrían salir juntos si la Justicia le otorga la libertad transitoria.

“Hoy es especial, pero acá todos los días estamos muy unidos. Tenemos a la familia de afuera y la de acá”
, refiere Beto sentado en su celda de 2,5 metros por 1,5.

Presos de la Unidad Penitenciaria N° 9 de La Plata, a las afueras de Buenos Aires, tomando mate el 30 de junio de 2018. (AFP - EITAN ABRAMOVICH)
Presos de la Unidad Penitenciaria N° 9 de La Plata, a las afueras de Buenos Aires, tomando mate el 30 de junio de 2018. (AFP – EITAN ABRAMOVICH)

Levantar el trapo que hace de cortina de su celda es como entrar a un mini museo del Club River Plate.

“Tengo cinco juegos de camisetas y Enzo Pérez, que está en la Selección, me mandó la suya”
, cuenta mientras la muestra orgulloso.

Este hombre organiza los campeonatos del penal y guarda las seis pelotas que rebotan en el patio, todos los días, de 8 de la mañana a cinco de la tarde.

La camiseta de Messi 

Mate, jugos y dos platos con torta frita que nadie tocó durante el partido. Las sillas y bancos del pabellón ordenadas en torno al televisor y a una camiseta argentina con el 10 de Leo Messi, completan el altar futbolero.

Cuando los futbolistas se alinean y comienza a sonar el himno, los internos lo corean a viva voz. El mismo sonido llega desde los otros pabellones.

“Este espacio era peligros antes, pero hace tres años que no pasa nada serio. Ayudó mucho el trabajo de Beto”, reconoce Mauricio Cañedo, subinspector del pabellón.

La calma se interrumpe en el epílogo del primer tiempo. Angel Di María termina con los nervios por la derrota parcial y el penal entero estalla en un grito de gol. Todos saltan, incluidos los guardias. Un sonido metálico retumba en el edificio: los presos hacen sonar al unísono las trabas de sus celdas.

22.000 futbolistas 

El Servicio Penitenciario Bonaerense tiene unos 24.500 internos que hacen actividad deportiva sistemática. De ellos, 22.000 juegan al fútbol.

“Trabajamos el buen uso del tiempo libre y potenciamos la actividad deportiva, también por todos los beneficios sociales que trae, como relacionarse, sentir pertenencia y ejercer distintos roles en un equipo donde se resaltan los valores de solidaridad, colaboración e integración”, explica a Walter Bertoloto, director de cultura y deporte del servicio penitenciario.

“Muchos de los internos se han criado en situación de calle o no han tenido familia”, describe Bertoloto. “Están detenidos, justamente, por no reconocer al otro. El equipo les permite compartir, contener o ser contenido en los momentos tristes, y eso muchas veces suple las carencias de afuera”, sostiene.

“El fútbol nos une. Jugamos todos los días y cuando llueve nos juntamos todos en el pasillo a ver los partidos. Hoy a la selección la apoyamos todos”, resume Eduardo, otro interno, antes de que todos estallen en un mismo grito: “Vamos, vamos Argentina, vamos a ganar, que esta hinchada quilombera no te deja de alentar”.

El final del partido se vivió entre soplidos de fastidio y con las manos en la cabeza.

“Es feo perder y ahora estamos todos tristes. A mí no me gustaba ver a Argentina porque siempre fue un fracaso. No voy a decir que Messi es un pecho frío porque él solo no juega”, resume con frustración Julio, de 38 años.

Solo uno de los internos cambió nervios por ansiedad. Es Jorge, nacido en Montevideo. El único extranjero del pabellón, aunque en el penal hay colombianos, paraguayos y bolivianos.

La Plata (Argentina) (AFP)

SEGUÍ LEYENDO:
Silvina Luna y todo su encanto en las playas de Tulúm, México

Úrsula Corberó y Chino Darín en su paso por Buenos Aires: “Por ahora no pensamos en casarnos ni tener hijos”

El ministro de salud Adolfo Rubinstein: “La legalización del aborto nos ubica entre las sociedades más avanzadas”

“Los tiempos están cambiando”

Un viaje a Moscú en la apertura del Mundial despertó en nuestro editor general algunas observaciones y reflexiones sobre ciertas cosas que, desde más lejos, se ve que están cambiando.

#PARATI-ESTAR-MEJOR-MARTIN CUTRO 1
El editor de Para Ti, enviado especial a Rusia, en el partido de Argentina contra Islandia.

Falta una hora para que empiece la ceremonia de apertura de Rusia 2018, “el Mundial”, y un grupo de periodistas (10 hombres + una) vamos por el increíble Metro de Moscú camino al Fan Fest, en la colina de los gorriones, todos pegados al único celular con buen servicio escuchando… ¿la previa?, ¿la formación del equipo argentino para su debut mundialista? No, el final del debate por la despenalización del aborto. El desenlace a favor del proyecto de ley que legaliza la interrupción del embarazo hasta la semana 14 coincide con la llegada a destino. Y el grupo baja feliz del vagón, y el fútbol no tiene nada que ver con eso.

‘The Times They Are A-Changin’, escribió Bob Dylan. Y cantaba Los tiempos cambian/ Vengan a reunirse… Esta vez, el punto de encuentro es mucho más lejos –Rusia–, mucho más caro –rublos, dividido en dólares o euros, multiplicado por pesos–, pero siempre hay un argentino, muchísimos argentinos, aunque menos que peruanos, mexicanos, colombianos que son los que más se hacen sentir en las custodiadas calles moscovitas.

#PARATI-ESTAR-MEJOR-MARTIN CUTRO 3
“La mítica Plaza Roja permanece cerrada, pero a sus puertas la travesti argentina Lizy Tagliani se para frente a la cámara para contar de Rusia y su Mundial”.

Para los anfitriones de esta Copa del Mundo, el evento deportivo Nº1 internacional es una amenaza o cuanto menos una molestia. ¿Y los argentinos? Unos miles de hinchas más que coinciden en el mismo momento, en el mismo lugar, para ver el debut de la Selección, para brindar su clásico y siempre emotivo canto del himno (ooooooÓooÓoooooooooooooooÓ…) y bancar las estrofas del islandés sin chiflar y con respeto.

Porque los tiempos están cambiando/ Y mantengan sus ojos abiertos… Vladimir Putin, el controvertido presidente de la Federación Rusa, da la bienvenida al juego y los hinchas lo aclaman (dicen que tiene el 70% de imagen positiva), la mítica Plaza Roja permanece cerrada, pero a sus puertas la travesti argentina Lizy Tagliani –acreditada por FIFA– se para frente a la cámara para contar de Rusia y su Mundial.

#PARATI-ESTAR-MEJOR-MARTIN CUTRO 2
En Moscú hay mucho de Masha y el Oso, el best seller de dibujos animados creado en Rusia.

En Moscú no hay Toys ‘R’ Us ni FAO Schwartz, pero en la juguetería inglesa Hamleys –en la megatienda infantil Detski Mir– hay Lego, muñecos de Avengers, Star Wars y, sobre todo, hay mucho de Masha y el Oso, el best seller de dibujos animados creado en Rusia para todo el mundo.

Porque los tiempos están cambiando… Una mujer viaja con diez hombres desde Buenos Aires a Moscú, convive una semana con ellos en aeropuertos, en el hotel, en restaurantes y en la cancha, y viaja de regreso Moscú-Madrid-Buenos Aires, y se sorprende de sus vueltas para salir, para decidir una compra en la feria, para definir qué ponerse según el plan, el frío o el calor…

Argentina pierde y no hace pie en lo que queda del Mundial, y de regreso en subte los que hasta hace un rato eran hinchas, ahora vuelven a ser personas que conversan, ríen, contemplan la nada. Porque los tiempos están cambiando… Para lo más grande y los detalles, para lo más importante y lo insignificante… Porque los perdedores ahora serán los ganadores después/ Porque los tiempos están cambiando.

por Juan Martín Cutro (mcutro@atlantida.com.ar)

 

Veganas, religiosas y sin género : así son las fragancias actuales

En tiempos de cambios acelerados, la industria del perfume se renueva. Notas olfativas inéditas, fórmulas aggiornadas, ingredientes poco tradicionales y mucha originalidad…

E741MH Fine fragrances in a concept gift set.
La nueva tendencia en fragancia consiste en notas olfativas inéditas y fórmulas aggiornadas

El público se renueva, así como sus gustos e intereses. Las casas de perfumes van detrás de eso, intentando conquistar las narices más exigentes, buscando sorprenderlas. Las nuevas tendencias apuntan a crear fragancias alternativas que nos lleven a recrear momentos, otras a diseñar perfumes específicos para ciertas partes del cuerpo, y también están las que prueban nuevos ingredientes.

¿FRAGANCIAS VEGANAS? En algunas fórmulas se suelen incluir esencias de origen animal y sus derivados como leche, miel, cuero y cera de abejas, por ejemplo, incluso secreciones de animales que se usan como fijadores de fragancia (así son perdurables). Para su obtención se requieren algunos procedimientos cruentos, como el cautiverio de ciertas especies. No obstante, en los últimos años los consumidores se hicieron más conscientes de esta situación y lograron que se modificaran, e incluso se eliminaran, ciertas técnicas en favor de los animales, usando en su lugar aromas sintéticos.

Actualmente el mercado se pobló de productos cruelty free (libres de crueldad animal en su obtención), otros, además, se comenzaron a elaborar a partir de cultivos orgánicos, dando lugar a los perfumes “veganos”.

Betty Monzón, brand manager de la firma Greta S.A., afirma que: “Poseen aromas más suaves y especiales, formulados para personas que no sólo tienen la piel sensible, sino que además cuidan el medioambiente”.

¿Es posible lograr un cambio profundo, reemplazando los ingredientes tradicionales? “Creo que el cambio puede darse (N. de la R.: de producir fragancias a partir de ingredientes veganos), pero quizás a largo plazo, ya que las materias primas usadas tienen un precio elevado”.

Creo que las argentinas somos abiertas a probar toda tendencia, Betty Monzón

Fashionable girl with red lipstick and short hair and dressed in a black T-shirt, standing on the cement wall background
El perfume también se lleva en el pelo con fragancias exclusivas para lograr un aroma único

MELENA PERFUMADA.Ahora llegaron los perfumes para pelo formulados con ingredientes específicos. Las fragancias habituales suelen incluir alcohol entre sus ingredientes, aquellas diseñadas para el pelo lo evitan, así como otros componentes que podrían dañarlo. La variedad en cuanto a fragancias también es amplia: desde florales clásicas, otras más intensas y picantes, hasta las que son más sutiles para usar a diario. Las casas de perfumes más reconocidas del mundo elaboran esta variedad, así que hay para todos los gustos.

¿Qué opinás de los perfumes para el pelo? “Como siempre, el público tiene la última palabra y habrá que ver quién se anima a usarlos. Al respecto, Monzón dice “es algo que, aunque me parece auténtico, no usaría, ya que el perfume en la piel perfuma todo el cuerpo”.

PARATI-BELLEZA-PERFUMES_SF
Fragancias sin género para amoldarse a cada necesidad y preferencia sin caer en estereotipos

CUESTIÓN DE PIEL. Hay quienes disfrutan llevando fragancias intensas, ésas que anuncian su llegada adonde quiera que vayan. En cambio, otras prefieren algo más sutil, que los acompañe de una manera más íntima. Este tipo de fragancias suele denominarse “segunda piel” (skin fragances, en un sentido no literal, por supuesto) dado que, si bien tienen su propia personalidad, se integran al aroma natural de la portadora. Cuentan con esencias seductoras y muy sutiles que acompañan olfativamente la esencia de cada persona y que, pese a no ser invasivas, hacen que los demás se den vuelta, se sorprendan al percibirla.

Al respecto, Monzón explica que: “Todos los perfumes cambian dependiendo de quién los use, ya que el PH de la piel tiende a quemar o desvanecer ciertos aromas y resaltar otros. Según nuestro PH nos pueden quedar mejor fragancias florales, orientales o cítricas, por ejemplo”. Por ello las casas perfumistas apuestan a mixturas con una amplia diversidad de ingredientes, como Dalia Divin Nude, la EDP de Givenchy (con té de flor de naranja, jazmín, rosa, almizcles y maderas rubias) es una fragancia floral frutal delicada que terminará de tomar su carácter de acuerdo a las características de la usuaria.

El olfato es el más espiritual de los sentidos, es el único sentido en el que el alma trae placer, mientras que otros están vinculados a las demandas del cuerpo, Laura Bosetti Tonatto

TODO EMPEZÓ CON ONE. La historia de la perfumería está mayoritariamente dividida en dos: “para ellas” o “para ellos”. Si bien existían ciertas fragancias unisex, no todas las marcas se animaban a semejante apuesta.

Pero a raíz de los cambios que estamos atravesando en la actualidad, esta tendencia está regresando con más fuerza que nunca. Por su parte, las fragancias femeninas se caracterizan por tener notas florales y amaderadas, mientras que las masculinas se sumergen en los aromas boscosos, con preponderancia de los musk. Sobre esta diferenciación se crearon las fragancias más famosas, que apostaron a los estereotipos de género.

Pero promediando el año 2018 se puede decir que no es tan así. “Vivimos en un mundo que es cada vez menos binario, con la idea de género cada vez más fluida, y los amantes de las fragancias tienden a no quedarse con la que les ‘corresponde’ por su género. Usan lo que les gusta”, afirma Barbara Herman, fundadora de Eris Parfums y autora de Scent and Subversion: Decoding A Century of Provocative Perfume (Esencia y Subversión: decodificando un siglo de fragancias provocativas).

“Creo que debemos deshacernos de esta distinción y sí clasificar los perfumes según su aroma: florales, frescos, amaderados, picantes, etc. Puede ser difícil deshacer las conexiones entre ciertas notas y la idea de género, pero al menos se puede plantear desde el marketing”.

CK One fue, en 1994, la primera fragancia unisex lanzada mundialmente con una gran campaña de marketing. Incluía notas de salida de bergamota, cardamomo, ananá y papaya; en el corazón, notas de jazmín, violeta, rosa, nuez moscada, y de base notas de musk y ámbar, en un balance integrado por aromas femeninos y masculinos.

EXPERIENCIA RELIGIOSA. Finalmente, una tendencia que tuvo su furor semanas atrás, con motivo del tema elegido para la Met Gala 2018 (evento benéfico que se realiza en Nueva York y cuenta con la presencia de las más grandes celebrities de los medios, el cine y la música), inspirado en temas de la religión: todas querían usar una fragancia alusiva.

Entonces, no faltaron los aromas a mirra, incienso, palosanto. El concepto de estos perfumes implica hasta el nombre, claramente alusivo a la temática: Inciense Avignon (Incienso de Avignon), La religieuse (La religiosa) o Passage D´enfer (Pasaje al infierno), forman parte de la partida.

Una famosa tienda de Italia, Essenzialmente Laura, que se encarga de desarrollar esencias finas, creó fragancias inspiradas en la Biblia. Utilizó mirra, incienso, acacia, nardo y otros elementos que se mencionan en las Sagradas Escrituras.

La dueña de la compañía, Laura Bosetti Tonatto, dice que se inspiró en los textos bíblicos, incluido el libro judío del Talmud, para sus nuevas fragancias. La colección se llama “Las Fragancias de la Biblia” y tiene diversos productos hechos con tres fragancias diferentes: “Incienso de las Iglesias de Roma”, “Nardo de María Magdalena” y “Rosa Mística”. “El olfato es el más espiritual de los sentidos, es el único sentido en el que el alma trae placer, mientras que otros están vinculados a las demandas del cuerpo”, señala Bosetti Tonatto.

Y comenta que “Los textos sagrados son muy ricos en aromas. La mirra, incienso, acacia, el nardo y la rosa son más bien evocados en la Biblia junto con los aromas más exóticos como el azafrán, ámbar y canela”. Monzón afirma que estas fragancias van con ciertas personalidades, “que gusten de los aromas orientales potentes”.

El mercado de las fragancias se aggiorna creando jugos originales, creativos y muy audaces que se adaptan a los tiempos que corren, donde la vanguardia y lo distinto luchan por salirse de lo tradicional. ¿Estás dispuesta a probar? 

textos L. Benegas (lbenegas@atlantida.com.ar)/A.d’andraia (adandraia@atlantida.com.ar)
fotos M. CROIZET/M. didari

SEGUÍ LEYENDO:

Ponete los ruleros: las claves para lograr el look ondulado que volvió con fuerza

Buena hidratación, abrigo justo y vacunación: claves para cuidarse del frío durante el embarazo

LLegaron las bajas temperaturas y con él las mil dudas de cómo cuidarnos estando embarazadas. Para que lo pasemos calentitas y sin enfermarnos, un profesional nos cuenta cómo proceder.

Cómo deben cuidarse las embarazadas durante el invierno, para evitar enfermarse. Foto: Archivo Atlántida / Para Ti Mamá.
Cómo deben cuidarse las embarazadas durante el invierno, para evitar enfermarse.( Foto: Archivo Atlántida / Para Ti Mamá.)

El invierno hizo su aparición y ante esto ya preparamos todos los abrigos (¡los que nos entran!). Este año que nos toca pasarlo embarazadas tenemos que estar más atentas que nunca porque ya los cuidados pasaron a ser por dos.

Prevención

Según el obstetra Germán Martínez Chiapero, lo principal para prevenir cualquier tipo de enfermedad durante el invierno es:

* Evitar lugares con muchas personas confinadas.
* Tener una buena hidratación. Es fundamental porque mejora la circulación sanguínea que ayuda a conservar la temperatura corporal, con lo que se tolera más el frío, además de contribuir a un embarazo saludable.
* Mantener en el hogar o la oficina una temperatura de más o menos 24 grados.
* Ventilar los ambientes, más allá del frío.
* No sobreabrigarse cuando el clima es cambiante.
* Consumir carbohidratos (presentes tanto en frutas y verduras, como en harinas y fibras), proteínas (carnes, pescados, lácteos y legumbres) y alimentos ricos en vitamina C (naranja y pomelo).

Clásicas

Ahora bien, ¿cuáles son esas enfermedades típicas de las que hablamos?

Por un lado, podemos padecer resfrío o gripe, que no son lo mismo. El asesor cuenta que, si bien ambos traen malestar general (es decir congestión en las vías aéreas superiores, mucosidad, tos, dolor de cabeza y de articulaciones), lo que cambia es el tipo de virus.

“Generalmente ambas se tratan con acetaminofeno que no tiene ningún riesgo en las embarazadas, apoyado con reposo, hidratación y correcta alimentación”, agrega.

Por otro, también se pueden presentar anginas y bronquitis. En esos casos, el obstetra de cabecera determinará el tratamiento y si se puede o no tomar medicación. Por eso, si notás que tenés fiebre, sí o sí tenés que llamar a tu médico.

Qué hacer

El profesional nos da algunos otros trucos para aliviar los malestares:
* Ingerí además de abundante agua, jugos naturales.
* Podés despejar las fosas nasales con vapor de agua. Si hay catarro o mucosidad presente, están indicadas las nebulizaciones, porque favorecen la expectoración.
* Tomate un té con limón, ya que ayuda a combatir la tos y las molestias en la garganta.

Obligatoria

Según Martínez Chiapero, en el invierno aumenta la incidencia de gripe, que año tras año van cambiando las cepas del virus por lo que la vacunación es imprescindible y se deberá aplicar en el primer control del embarazo independientemente de la edad gestacional. “La vacuna antigripal es obligatoria y gratuita para las embarazadas”, aclara el profesional.

Por: Gloria Kaspar / Asesoró: Dr. Germán Martínez Chiapero, obstetra del Hospital Posadas, M.N. 89.359.

SEGUÍ LEYENDO:

Varicela en el embarazo: qué hacer para evitar complicaciones

Embarazo: qué tener en cuenta a la hora de elegir el obstetra

Flavio Cianciarulo y su hija Cocó: “Compartir surf y música es sagrado para esta familia”

El histórico bajista de los Fabulosos Cadillacs, fanático del deporte de la tabla, les transmitió la pasión a sus tres hijos. La menor, de 14 años, es un fenómeno: brilla en el país e integra la selección nacional. En Mar del Plata, donde viven, disfrutan todos los días. “Es algo que nos llena espiritualmente”, coinciden los Cianciarulo.

#GENTE - Flavio e hija Coco 006 - 220618
“El surf nos permite estar en contacto con la naturaleza”, cuentan Flavio y Cocó, parte de este clan que se mueve “en bloque”, siempre muy unido.

El rumor del mar es, muchas veces, la mejor música. Si lo sabrán los Cianciarulo, unidos en comunión sobre la arena de la playa, respirando el aire puro de las mañanas y empecinados en domar las olas. Todos saben quién es Flavio –Señor Flavio para los fanáticos de los Fabulosos Cadillacs–, 53 años, marido de Jenny, bajista y fundador de esta banda legendaria del rock nacional.

Pero quizás no todos conocen su costado surfer, que lo atrapó desde adolescente y les legó a sus hijos. Los tres –Astor (20), Jaco (19) y Cocó (14)– disfrutan de esta actividad, y la más pequeña se lo tomó todavía más en serio: no para de ganar competencias en el país (es la mejor en categoría Junior) e integra la selección nacional. Le va tan bien que Roxy la eligió para ser la imagen de la marca y papá –a su vez embajador de Quicksilver– la apoya incondicionalmente. Al vivir en Mar del Plata, a sólo dos cuadras de la playa, la pasión se alimenta día a día.

#GENTE - Flavio e hija Coco 004 - 220618
Flavio junto con Vicentico en el escenario, dos piezas insoslayables de los Fabulosos Cadillacs.

–¿Cómo surge este amor por el surf?

Cocó: ¡Viene de familia! La conexión que tengo con el mar es inexplicable. Y este deporte también me permite viajar, conocer nueva gente, competir… Es una experiencia hermosa, que vivo gracias al apoyo de todos. Amo este deporte.

–Mucho tiene que ver lo que vos le transmitiste, Flavio.

Flavio: Mirá, yo me crié en Mar del Plata, cerca del océano. Mis padres se separaron y yo me fui a Buenos Aires con mi mamá, pero mi viejo se quedó acá. Así que venía seguido y siempre me gustó surfear. Nunca fui un crack… Hacía lo que podía. Al final me capturó la música y lo dejé por completo. Luego, ya de grande, durante una temporada en mi ciudad adoptiva, algo me dijo que tenía que volver a la tabla. Luego fue una transmisión muy natural hacia mis hijos y lo empezamos a compartir, tanto el surf como el skate.

–Vos, Cocó, arrancaste fuerte con el skate, ¿no?

C: Sí, empecé a andar a los tres años. Mi primer campeonato fue a los cinco, en Mar del Plata. Me enamoré del skate y empecé a competir hasta los 13. También es un deporte que me encanta. Lo sigo practicando, pero ya no compito.

#GENTE - Flavio e hija Coco 001 - 220618
A los 53 años, Flavio se mantiene impecable gracias al surf y el skate.

–En un momento tuviste que optar.

C:También influyó que en 2015 sufrí una fractura muy fuerte en la tibia y el doctor me recomendó que fuera a recuperarme al mar. Me fui a entrenar a Brasil con Rubén Muñiz y, bueno, decidí ser surfista. Mi idea es llegar lo más lejos posible.

–Y ustedes, como padres, la apoyan.

F: Sí, la acompañamos a todos los viajes, naturalmente. Si no puedo yo, lo hace mi esposa, Jenny. Hace poco fueron las dos a Chile. La verdad, somos una familia muy unida. Nos movemos en bloque y nos encanta estar juntos.

–¿Qué tiene el surf que te enamora?

C: Es muy divertido y, particularmente, podemos compartirlo en familia. Mamá no surfea, pero siempre nos acompaña, nos filma, la pasa re bien.
F:Es una diversión profunda, no hueca. Una sensación de enorme felicidad. Como dice un entrenador, la cara de alegría que se dibuja en el que logra pararse ante una pequeña ola es impagable… Es una actividad que tiene ese plus de conectarte con la naturaleza. No soy montañista (mi mujer sí escalaba), pero me imagino que les debe pasar algo parecido. Hay algo más espiritual, que le llega tanto al principiante como al profesional. Podés estar una, dos o hasta tres horas en el mar, y vivís algo místico, casi mágico.

#GENTE - Flavio e hija Coco 005 - 220618
Cocó, la única de la familia que eligió competir, tiene un futuro brillante. En octubre irá a mostrar su talento a California, nada menos.

–El mar es fundamental en tu vida.

F: Es algo que, en general, atrae a todos. Y en mi caso como que lo necesito todavía más, aunque sea ir a tomar unos mates y contemplarlo. Es una hermosa necesidad. Nos gusta estar cerca, verlo, pasar por la costa. Ni hablar si te ponés un traje y surfeás.

–¿Sos competitiva, Cocó?

C: Te diría que sí, que me lo tomo muy en serio. Dejo todo en el agua, salgo sin aliento. Este deporte me ha llevado a Brasil, Perú, Ecuador, Chile y el año pasado a Japón, representando a la Argentina en el Mundial junior.

–¿Cómo te preparás? ¿Hay que resignar algunas cosas?

C:Y sí, cuidarse con las comidas, estar enfocada… A mí no me gusta salir de fiesta, así que prefiero irme a dormir temprano, para poder surfear al día siguiente desde la primera hora.
F: Eso de que no le gusta salir de fiesta lo dice ahora, que tiene 14 años, eh. Vamos a ver si a los 18 sigue pensando lo mismo, ja ja… ¡Ojalá que sí!

#GENTE---Flavio-e-hija-Coco-APERTURA---220618
En perfecta armonía Con la tabla y la guitarra, dos formas distintas de conectarse con uno mismo.

–Para vos, Flavio, debe ser lindo poder compartir esta pasión con tu familia.

F: ¡Ni hablar! Compartir música, roncanrol, surf y skate es sagrado para nosotros, algo simple pero muy importante. Con mis hijos tengo una banda, Sotana: tocamos un metal extremo, ideal para los amantes del género. Y, bueno, el surf nos une a todos, incluida mi esposa, que aunque no se mete al mar está siempre acompañándonos. Por ahí ahora mismo, después de la nota, agarramos todo y vamos a la playa. Cocó es la única que compite y los resultados que consigue son en base a su dedicación y trabajo, que se impone ella misma con muchísima rigidez. Yo no la presiono, al contrario. Soy muy hippie. Pero cuando veo los resultados que consigue por su exigencia –porque tiene ese rigor de guerrera– me pone muy contento.

Por Eduardo Bejuk.
Fotos: Lucas Elías Andreatta y archivo Atlántida.

SEGUÍ LEYENDO:
Silvina Luna y todo su encanto en las playas de Tulúm, México

Úrsula Corberó y Chino Darín en su paso por Buenos Aires: “Por ahora no pensamos en casarnos ni tener hijos”

El ministro de salud Adolfo Rubinstein: “La legalización del aborto nos ubica entre las sociedades más avanzadas”

 

Rusia, el Mundial como pretexto para conocer un asombroso país

Moscú es una ciudad sorprendente con atracciones turísticas. Con su rica historia, fascina desde las cúpulas de las iglesias orto doxas, el Kremlin, la Plaza Roja y el increíble subterráneo. Además, en los últimos años adquirió un ritmo de vida con fuerte impronta occidental. ¿Los precios? Más bajos que en la Argentina.

Las coloridas cúpulas de la catedral de San Basilio son una de las postales favoritas de Moscú.
Las coloridas cúpulas de la catedral de San Basilio son una de las postales favoritas de Moscú.

Hizo falta una prueba de fe (que su selección ganara por goleada el segundo partido de su zona) para que los rusos asumieran que la Copa Mundial de Fútbol se juega en su casa. Sólo después del 3 a 1 a Egipto salieron a la calle para festejar. Hasta entonces, el torneo se limitaba a cuatro manzanas alrededor de la Plaza Roja –el epicentro turístico de Moscú–, cerrada desde que comenzó a rodar la pelota hasta el lunes 18 de junio.

Era difícil encontrar a uno de sus casi 13 millones de habitantes con la camiseta de su país. OK, ellos mismos admiten que el fútbol no está a la cabeza de sus preferencias deportivas: el hockey sobre hielo y el atletismo lo superan en popularidad.

Hasta ese momento, la Plaza de la Revolución y la calle Nikolskaya, famosa por sus guirnaldas de vereda a vereda, estaban copadas por peruanos, mexicanos y argentinos, marcados de cerca, aunque sin exagerar, por la Policía. Para los rusos, los latinos somos “demasiado ruidosos”.

Una pareja de recién casados en el mercado Ismailovo.
Una pareja de recién casados en el mercado Ismailovo.

Pero, como sea, los ojos del planeta redondo estarán posados aquí a lo largo de un mes, con la colorida catedral de San Basilio –que en realidad son siete iglesias– como postal favorita. Y bien vale la pena recorrer la ciudad, por más que no albergue la pasión futbolera que tenemos en la Argentina.

Si no fuera por su idioma –y aun más por los caracteres cirílicos de su escritura, que hacen incomprensibles los carteles a quienes no están familiarizados con ese alfabeto–, Moscú sería una de las ciudades preferidas del turismo internacional. Tiene todo. Incluso, es más barata que otras urbes que se convierten en un imán para viajeros: convertidos desde rublos (1 equivale a 0,43 pesos argentinos), el Big Mac cuesta 60 pesos, una entrada a un cine 150, el atado de cigarrillos 30 (según la Organización Mundial de la Salud, Rusia ostenta el mayor porcentaje de fumadores), el mismo precio tiene una cerveza, una pizza grande 150, un Ushanka (gorro ruso) en el mercado de Ismailovo –donde todo se regatea–, insistiendo se puede conseguir a unos 280 pesos; y una matrioshka de 5 piezas, allí se obtiene por 150.

La Duma, el Congreso ruso.
La Duma, el Congreso ruso.

Para empezar una rápida recorrida, habrá que decir que los rusos decidieron no esconder su historia bajo la alfombra. Se puede palpar todo: el esplendor de los zares (quizás esto se perciba mejor en San Petersburgo), la musculatura de las edificaciones de la Unión Soviética, y el consumismo que se desató luego de la perestroika.

La avenida Tverskaya –la preferida de los locales– y sus calles adyacentes, en especial Stoleshnikov, albergan tantas marcas internacionales como Nueva York, París o Londres. Esta arteria parte desde la Duma, el parlamento, y la estatua de Yuri Dolgoruki, el fundador de Moscú, cuyo apellido significa Mano Larga.

Aquí no hay problemas en mezclar a Louis Vuitton o Christian Dior con la estrella, el martillo y la hoz del comunismo o el águila bicéfala del Imperio. El mejor ejemplo son las moles llamadas Siete Hermanas, que mandó a construir Stalin para conmemorar los 800 años de la ciudad. Una más estaba planeada, pero la muerte del líder soviético en 1953 y su reemplazo por Giorgi Malenkov la dejó sin efecto.

Hoy, dos de ellas son ministerios, otras dos hoteles internacionales, la más alejada cobija a la Universidad Estatal, escenario del Fan Fest moscovita; y las restantes dos son edificios de departamentos: uno de 120 metros cuadrados cotiza a unos 500 mil dólares. En proporción hay pocas casas en esta ciudad: la mayor parte de sus habitantes viven en los grises monoblocks construidos en la época soviética. Eso sí, muchos tienen dachas, casas de fin de semana adonde huyen no bien el calor lo permite.

La juguetería Detsky Mir, la más grande de Europa.
La juguetería Detsky Mir, la más grande de Europa.

También la hoz y el martillo siguen en la puerta del macizo edificio de la KGB. Los propios rusos, con ironía, la calificaban en la época comunista como “la construcción más alta de la Unión Soviética”, a pesar de sus escasos ocho pisos. Es que desde allí, decían, se podía ver hasta lo que sucedía en Siberia… Humor negro, si prefieren.

En aquellos años circulaba un chiste que retrata la mordaza que sufrían sus habitantes: un hijo le pregunta a su padre: “¿Cómo era Lenin?”. “Un buen hombre, el padre de la Patria”. “¿Y Stalin?”. “Malo, hizo purgas contra su pueblo”. “¿Y el actual, Kruschev?” Shhh, calla hijo; cuando muera, lo sabremos”.

La KGB
La KGB

La que sí pasó zozobras y sufrió la “grieta” es la catedral Cristo Salvador, la de mayor tamaño de Moscú. Dinamitada por orden de Stalin cuando la religión estaba proscripta, se pensó que el amplio terreno donde está ubicada, junto al río Moskova, sería la sede del Palacio de los Soviets: una estatua de Lenin acostado, con una mano extendida para ser un helipuerto y cada órgano destinado a una dependencia. La Segunda Guerra Mundial dejó sin efecto el plan.

Más tarde, Kruschev hizo allí una gigantesca piscina pública al aire libre, con agua climatizada. Pero pronto se dieron cuenta de que los vapores que despedía afectaban las pinturas del museo Glazunov, situado enfrente. Finalmente, en 1994 se emprendió la reconstrucción de la catedral tal cual era originalmente. Hoy, sus cúpulas doradas resplandecen desde el vecino Puente del Patriarca.

La estación Mayakovskay
La estación Mayakovskay

ERA POR ABAJO. Si Moscú es espectacular en la superficie, bajo tierra es lujosa. Al metro lo llaman Palacio del Pueblo, y no es una exageración. Fue inaugurado en 1935, luego de que el tránsito de la ciudad colapsara en varias oportunidades. Cuenta con 212 estaciones, 14 líneas y 365 kilómetros de vías. Pero, sobre todo, es un espectacular museo subterráneo, con estaciones revestidas en mármol, esculturas de bronce, hermosos frisos y majestuosas arañas.

Como cada lugar de Moscú, y sobre todo después de los atentados que sufrió el metro en 2010, para ingresar se debe pasar el control del detector de metales. Luego, descender por escaleras mecánicas interminables, que recuerdan a las… montañas rusas, claro. El pase es de lo más caro en esta ciudad: unos 25 pesos. La “SUBE” local sirve también para circular en ómnibus, trolebús y trenes. Ah, lo principal: la frecuencia no supera el minuto de demora.

Quizás sea sólo para consolarse. Pero si el Mundial viene difícil para la Argentina, por lo menos nos quedará el recuerdo de haber descubierto una gran ciudad.

Por Hugo Martin.
Fotos Télam y Milu Fuente.

SEGUÍ LEYENDO:
Mundial de Rusia: las fotos de Susana Giménez y Lucía Celasco en Moscú antes del debut de la selección

La otra lista para Rusia 2018: actores, músicos y conductores jugarán su propio mundial

Mauro Icardi no fue convocado para Rusia 2018: el descargo cantado del futbolista y la bronca de Wanda Nara

Lionel Messi: “Así como hay quienes salvan vidas, a mí me tocó jugar al fútbol para que otros se entretengan”

Volvió a encender los corazones argentinos en la victoria contra Francia. Lleva quince años revolucionando el planeta fútbol desde su mágico juego, pero también desde la devoción de sus pares y de sus millones de seguidores. Así piensa y siente nuestro héroe de Rusia 2018.

Sigue escribiendo con su magia futbolera, trazo a trazo, parte de la historia del deporte más popular. Y ahora, tras el pase de su Seleccionado Argentino a los cuartos de final de Rusia 2018, dejando en el camino al Seleccionado de Francia, suma un nuevo capítulo. Hablamos de Lionel Andrés Messi Cuccittini (31).

Sí, del hombre que desde hace casi quince años se roba la atención, el aplauso y los ojos del mundo futbolero. De aquel bebé que viera la luz el 24 de junio de 1987 en la Clínica Italiana de Rosario, Santa Fe, con 47 centímetros de altura y 3,6 kilos de peso. Del hijo de Jorge y Celia y hermano de María Sol, Matías y Rodrigo, con quienes se criara en una casa de la calle Lavalleja 525. De un crack que hace dos años, iniciaba así una entrevista íntimamente poco común para la sección Grandes reportajes de GENTE:

–No me viene a la memoria con exactitud mi recuerdo inicial con una pelota de fútbol, pero me parece que fue cuando recibí una que me regalaron un 6 de enero, no me acuerdo el año, para Reyes –confesaba.

–¿Cuál fue la primera persona que vio jugar en el potrero, la tele, donde sea, y lo impactó?
–Jamás seguí a nadie en especial, aunque cuando comencé a tener uso de razón Diego (Maradona) volvía a la actividad grande en nuestro país. Fue durante 1993. De España llegó a Newell’s y se sumó al Seleccionado argentino que clasificó para Estados Unidos 1994… Si alguien me inspiró, sin dudas fue él.

¿Lo sigue divirtiendo la pelota? ¿Puede ser ese factor el secreto determinante que lo haya convertido de una década a la fecha en el mejor de los mejores?
–Siempre disfruto jugando al fútbol. No sé si ése es el secreto o no. Sí sé que es lo que más me gusta y que voy a seguir haciéndolo siempre que pueda.

–Cuando duerme, ¿sueña con jugadas?
–Sueño como cualquiera. No vivo pendiente del fútbol. Juego cuando tengo que hacerlo en forma profesional o cuando tengo ganas de divertirme con amigos, pero te aseguro que no todo en mi vida es el fútbol.

–Háblenos de un consejo relevante que le hayan dado respecto a su actividad, y de quién se lo acercó.
–Recibí varios y de distintas personas. Pasa que uno va tomando lo que cree que le hace bien. Sin embargo, yo a la hora de la verdad apunto en especial a los valores que puede darte un deporte como el mío.

–Invirtamos la pregunta: ¿Qué sugerencias les daría usted a los millones de pibes que lo admiran y pretenden practicar fútbol? No existe familia sin un pariente que lo endiose hasta el límite.
–Les aconsejaría que se diviertan, que disfruten sin presiones y que aprendan que, ante todo, el fútbol es un juego.

Si le pidiésemos dividir en tres sus principales atributos deportivos, ¿qué porcentaje le atribuiría al talento y cuánto al trabajo y a su inteligencia dentro de la cancha?
–Yo entreno fuerte durante la semana, con la idea de estar físicamente bien para, una vez en el partido, lograr aquello que intente. Pasa que en la cancha las cosas no salen porque antes las hayas practicado demasiado. Las circunstancias son distintas a las de los entrenamientos, y las situaciones, en plena competencia, salen según el momento.

–Todos lo quieren, todos lo idolatran, todos lo copian. ¿Por qué supone que Dios lo eligió a usted para ser Lionel Messi? ¿Se lo agradece o le pesa?
Así como hay grandes profesionales que salvan vidas o que construyen cosas para que vivamos mejor, a mí me tocó jugar al fútbol para que otros se entretengan mirando y generando polémicas durante la semana… Y soy muy agradecido de que haya sido así.

¿Cómo hace para manejar su inconmensurable popularidad?
–Intento tomarlo con normalidad. Como cualquier persona, salgo, disfruto de la vida y de los momentos libres, junto a mi familia y amigos y, claro, también gozo con las cosas buenas que me da esta profesión.

–A propósito, ¿el fútbol le dio todo?
–Sin dudas que sí en lo profesional y lo social, y me brindó seguridad. Sucede que también hay otro aspecto, el familiar –donde el deporte no interfiere–, que considero muy importante, fundamental.

Si pudiera agregarle algún último pedido a ese deporte que le dio todo (entre otros privilegios, cinco Balones de Oro de la Federación Internacional de Fútbol Asociado, y el récord nacional histórico de 34 títulos, apenas dos menos que los de Dani Alves, el que más cosechó en la historia del balompié), ¿qué sería?
–Supongo, entre otras cosas, que la posibilidad de jugar durante mucho tiempo y sin lesiones, y que mis hijos, aún chiquitos, puedan verme en un nivel parecido al actual.

–Supongamos que de repente ellos, Thiago, Mateo y Ciro, sus niños en pareja con Antonella Roccuzzo, le anticipan que desean seguir los pasos del padre. ¿Okay?  Revélenos qué les respondería.
–Serán lo que quieran, y si el fútbol les gusta, mejor, pero no intervendré. Debe surgirles de forma natural.

–Ultima pregunta, Leo: ¿cómo se imagina a los 50 años?… ¿Vinculado al fútbol? ¿Como DT o comentarista? ¿En su ciudad natal, alejado del ruido? ¿Con su familia, dedicándose a criar chicos?
–Nunca lo pensé. Seguro me veo relacionado a este querido deporte, aunque no como técnico.

Por Leo Ibáñez (CON ACENTO EN LA A, POR FAVOR)

 

 

Benjamín Alfonso: “Filmar escenas de sexo es un tema, las manejo de manera especial “

Asegura que estudió actuación para superar su timidez. Hoy es uno de los protagonistas de la comedia musical Rapunzel y forma parte del elenco de Rhizoma hotel, el nuevo unitario de Telefe, en el que tiene fuertes escenas de sexo con Laura Laprida. Asegura que antes de grabar consensuó todo con ella: “Voy a respetar todas tus indicaciones sin tomarme ninguna libertad”.

#PARATI-NEWS-BENJAMIN ALFONSO-2
“El psicólogo me recomendó teatro porque le parecía que me iba a ayudar a hacer un trabajo de introspección interesante. Y es un tema de exploración que sigo haciendo y creo que haré toda la vida”.

A pocas horas del estreno de Rapunzel –con el teatro Metro convertido en un hormiguero de vestuaristas, escenógrafos, utileros y actores que se prueban sus trajes– Benjamín Alfonso (34) nos invita a pasar al camarín para charlar a solas.

-¿Nervioso por el debut en tu primera comedia musical?

-¡Muy! Pero también feliz y sorprendido de que me hayan convocado para este súper espectáculo. Cuando recibí la propuesta de interpretar a Leo, lo primero que les dije a los productores fue: “Chicos, todo bien, pero yo no soy del palo de la comedia musical”. Nunca tomé clases de canto ni de baile, pero ellos me tenían fe, sentían que el papel era para mí y lo asumí como un gran reto… ¿Te digo la verdad? Nada me gusta más en la vida que los desafíos.

-¿Ya habías trabajado con Flor Otero?

-No, y es un privilegio enorme: es una artista inmensa, con esa voz aterciopelada que te conmueve y estremece. La adoro y admiro.

Es el protagonista de Rapunzel junto a Flor Otero
Es el protagonista de Rapunzel junto a Flor Otero

-Leí que empezaste a estudiar teatro por sugerencia de tu psicólogo mientras cursabas la carrera de Diseño industrial, ¿es verdad?

-Así es. Él me lo recomendó porque le parecía que el teatro me iba a ayudar a hacer un trabajo de introspección interesante, consideró que me iba a sumar mucho en una búsqueda interior en la que yo estaba en ese momento… Y es un tema de exploración que sigo haciendo y creo que haré toda la vida. También me lo sugirió porque yo era un chico muy tímido. Salí de mi primera clase de teatro tan feliz: fue un shock, algo hermoso. Te aclaro que seguí estudiando Diseño industrial y me recibí, pero no es una carrera que me apasione. Y yo soy un hombre que no puede vivir sin pasión. Amo los desafíos, la adrenalina y las aventuras.

#PARATI-NEWS-BENJAMIN ALFONSO-3
“Soy una persona inquieta por naturaleza y en algún momento, además de actuar, quiero producir y dirigir”.

-¿Fuiste profesor de surf en Hawái y Costa Rica? ¿Eso tuvo algo que ver con este espíritu aventurero del que me hablás?

-Sí, claro, me encanta viajar y elegí vivir un tiempo en esos dos lugares. No sólo di clases de surf, también fui jardinero.

#PARATI-NEWS-BENJAMIN ALFONSO-7
Fue jardinero y profesor de surf en Hawái y Costa Rica.

-¿Extrañás esa vida un poco hippy?

-Para nada. Estuvo buenísimo hacer la experiencia y siento que cada tanto necesito volver a esas playas a surfear. Es como si me lo pidiera el cuerpo. Pero ahora estoy en otra etapa de la vida, con muchos proyectos, y quiero disfrutarlos a pleno.

-¿Estás trabajando, concretamente, en algún proyecto para televisión?

-Ahora está por estrenarse Rhizoma hotel, un unitario de Telefe en el que tengo un protagónico con Laura Laprida (26). Son historias mínimas, que arrancan y terminan en cada capítulo, pero a la vez están conectadas entre sí. La nuestra es una historia bastante oscura y tiene escenas de sexo muy fuertes.

#PARATI-NEWS-BENJAMIN ALFONSO-1

-¿Cómo fue grabar esas escenas en este momento en el que tantas actrices salen a denunciar que sufrieron abusos o malos tratos por parte de sus compañeros de elenco?

Hoy filmar escenas de sexo es todo un tema, pero yo lo manejé de una forma muy especial. Cuando me llegó el guion y vi lo que íbamos a tener que interpretar con Laura, la llamé y le propuse tomar un café para charlar tranquilos. Fue muy gracioso, pero te juro que le dije: “Ante todo quiero que estés cómoda cuando filmemos; si hay algo de lo que leíste en el guion que no te cerró, hablemos cuanto antes con el director para modificarlo. Eso en cuanto a la historia. Por mi parte, yo voy a respetar todas tus indicaciones y si algún gesto mío no te gusta quiero me lo digas de inmediato”.

#PARATI-NEWS-BENJAMIN ALFONSO-4

-Querías que ella se sintiera cómoda durante la filmación.

-¡Obvio! ¡Es lo único que me importaba! Entendía que la escena de sexo debía verse real para que la historia funcionara, pero no estaba dispuesto a que eso fuera a cualquier precio. Le dije cosas como: “Si vos no querés que te toque un seno o apoye mi mano en tu cola, me lo decís. Necesito que te quede claro que no voy a tomarme ninguna libertad que vos no autorices”.

 -¿Y ella qué te respondió?

-Ella es una copada; me dijo: “Relajate, está todo bien. Vamos a hacer un buen trabajo juntos”. Y creo que fue así. Es una historia intensa e impactante.

junto a Flor Otero. 2. El año pasado participó de la tira de El Trece, Las estrellas. En la foto, con Celeste Cid.
junto a Flor Otero. 2. El año pasado participó de la tira de El Trece, Las estrellas. En la foto, con Celeste Cid.

-La pregunta que seguro no te gusta responder, pero debo hacerte: ¿estás de novio?

 (Se ríe) Estoy de novio, muy bien…

-¿Te planteás la posibilidad de tener hijos, de formar una familia?

 -Sí, claro. Yo vengo de una familia muy conservadora, nací en San Isidro, soy el tercero de seis hermanos –cuatro varones y dos mujeres– y medio que me criaron para eso: formar mi familia el día de mañana. Es el mandato que tuve desde el día cero. No haberlo hecho aún y haber elegido esta profesión son como pequeños actos de rebeldía contra esa crianza tan convencional que tuve. Pero ahora, ya más grande, siento que estaría bueno tener hijos en algún momento. Aunque no hoy, ni mañana, por ahora quiero disfrutar de mi presente laboral y creo que en la vida siempre hay tiempo para todo.

Textos: Juliana Ferrini. (Foto: Maxi Vernazza/ Para Ti)

SEGUÍ LEYENDO:
Flor Otero: “Germán se encarga de lavar la ropa, limpiar, cocinar. Aprendí a ser ordenada con mi marido”